Daniela Cerdas E.. 9 octubre, 2018
Normalmente, el MEP atiende niños y adolescentes en 4.571 comedores escolares. Foto: Rafael Pacheco
Normalmente, el MEP atiende niños y adolescentes en 4.571 comedores escolares. Foto: Rafael Pacheco

El Ministerio de Educación Pública (MEP) solicitó a los directores que mantienen las escuelas y colegios cerrados debido a la huelga, que se apersonen a los centros educativos para que las cocineras puedan ingresar y reanudar el servicio de comedor.

El Sindicato de Trabajadoras de Comedores Escolares y Afines (Sitracome) no ha estado en huelga. Sin embargo, muchas de sus afiliadas no han podido presentarse a laborar, pues, el 50% de los 5.321 centros educativos permanecen cerrados.

Este martes, el ministro de Educación, Édgar Mora, firmó un acuerdo con Rosario Ruiz, de Sitracome, para llamar a todas las afiliadas de este sindicato a laborar. En paralelo, el MEP les informó que ya le había solicitado a los directores de escuelas y colegios que se apersonen a las instituciones para reanudar el servicio de comedor, independientemente de si ellos quieren continuar en huelga.

Esto último consta en la la circular DM 0065-10-2018, enviada un día antes, en la que instruye a directores regionales, supervisores de centros educativos, jefes de servicios administrativos y financieros, juntas de educación, juntas administrativas y a la comunidad educativa a reactivar los comedores.

“Se instruye a los Directores y Directoras de centros educativos de todo el país para que de inmediato tomen las medidas organizativas necesarias para garantizar la continuidad de los servicios de alimentación y nutrición que se prestan en los comedores escolares, incluyendo la convocatoria de estudiantes beneficiarios para que asisten diariamente al comedor”, indica el documento.

Debido a la huelga –convocada de forma indefinida desde el 10 de setiembre por los sindicatos– más de 76.000 menores, de 776 centros educativos, no han recibido el servicio de comedor.

Este martes, el Juzgado de Trabajo de Goicoechea, en San José, declaró ilegal la huelga en el Ministerio de Educación. El ministro solicitó a los funcionarios que se presenten a trabajar y se apeguen a lo que la resolución del juez dicta.

Costos de los comedores

De acuerdo con datos de Programas de Equidad, en promedio, el servicio de comedores requiere una inversión de ¢11.500 millones mensuales. Por ejemplo, durante setiembre –mes de la huelga– el MEP tuvo que cancelar ¢11.520 millones entre salarios de cocineras, alimentos, huertas y equipamiento.

Los compromisos con los comedores escolares se deben pagar aunque el servicio esté suspendido porque responden a contratos adquiridos desde meses atrás. Precisamente, parte de esa comida se pudrió.

Para atender el servicio de alimentación, el MEP dispone de tres modalidades de contratación de cocineras. Se trata de funcionarias pertenecientes a la planilla institucional, servidoras contratadas por las juntas y el encargo de platillos preparados y servidos en escuelas que no cuentan con infraestructura para esa labor.