Por: Joselyne Ugarte Q.   Hace 3 días
Antigua jerarca del MEP había eximido a todos los directores de oficinas centrales y regionales de marcar su hora de entrada y salida de la institución. Fotografía: Fabián Hernández
Antigua jerarca del MEP había eximido a todos los directores de oficinas centrales y regionales de marcar su hora de entrada y salida de la institución. Fotografía: Fabián Hernández

Sin excepción alguna, todos los funcionarios del Ministerio de Educación Pública (MEP) tendrán que registrar la marca de entrada y de salida de la institución.

En julio anterior la Contraloría General de la República (CGR) regañó al Ministerio por eximir a los directores de oficinas centrales y regionales de hacer este registro. 39 funcionarios gozaban de ese beneficio desde el 2015, pero nunca hubo una justificación para el mismo.

La Dirección de Recursos Humanos del MEP dio a conocer el viernes, que en atención al oficio DM-1169-08-2018, suscrito por el ministro de Educación, Edgar Mora, y con el fin de acatar lo dispuesto en el Informe DFOE-SOC-IF-00008-2018, de la Contraloría; en adelante todos los directores, tanto de oficinas centrales como de direcciones regionales, mantienen la obligación de registrar las marcas de ingreso y salida mediante las cuales se acredite el cumplimiento de la jornada laboral.

“Cada jefatura, en coordinación con el personal a su cargo, adoptará las medidas pertinentes para que todos los funcionarios cumplan con el horario estipulado y marquen, de igual manera, la hora de entrada y de salida en sus respectivas sedes de trabajo”, indica la circular VM-A-DRH-011-2018, que empezó a regir a partir del viernes 10 de agosto.

Con esto se anula toda exoneración de marcas que haya sido concedida con anterioridad.

La Contraloría había argumentado que el Reglamento Autónomo de Servicios del MEP establece que es “obligación” de todos los servidores de esa institución marcar su tarjeta de control de asistencia a las horas de entrada y salida, o, en su defecto, registrar su asistencia o llegada tardía por cualquier medio idóneo que se establezca.

Para librar de la marca a un funcionario, la jefatura inmediata tiene que realizar una solicitud motivada, en la cual se exponga la necesidad institucional para autorizar la exoneración respectiva. Pero esto no ocurrió en el Ministerio.

Sonia Marta Mora, exministra de Educación, había firmado la directriz que otorgaba dicho beneficio, la DM−0057–01–2015-MEP), el 2 de febrero de 2015.

El punto VI de esa directriz indicó que el jerarca de la institución podía hacer dispensas de marca, tomando en consideración la naturaleza de las funciones y la forma de prestación de los servicios.