19 julio, 2014

Seúl. AFP La tragedia del avión de Malaysia Airlines en la zona de conflicto del este de Ucrania, ha abierto interrogantes sobre por qué ersta y otras compañías siguieron sobrevolando ese territorio, pese a que muchas otras abandonaron la ruta meses atrás.

El espacio aéreo ucraniano siempre ha sido una ruta muy utilizada para los vuelos entre Europa y Asia y su desvío supone un aumento del tiempo de vuelo y de los costes de combustible.

Sin embargo, muchas aerolíneas asiáticas, como las surcoreanas Korean Air y Asiana, la australiana Qantas y la taiwanesa China Airlines, dijeron haber empezado a evitar la zona de conflicto ucraniano hace cuatro meses.

Korean Air desvió el 3 de marzo su vuelo 250 km al sur de Ucrania, “debido a la inestabilidad política”, dijo un funcionario.

Una portavoz de Qantas dijo que su vuelo entre Londres y Dubái dejó de volar sobre Ucrania “meses atrás” mientras China Airlines lo hizo el 3 de abril.

Interrogado sobre por qué Malaysia Airlines no tomó las mismas precauciones, el ministro malasio de Transportes, Liow Tiong Lai, dijo que las autoridades internacionales aéreas juzgaron seguro el recorrido.