Política

Michael Bloomberg perdió una apuesta de más de $500 millones

Exalcalde de Nueva York fracasó estrepitosamente en su afán de conquistar candidatura demócrata; anuncia respaldo a Joe Biden

Washington. Gastó más de $500 millones de su fortuna personal en tres meses, convencido de que podría comprar su camino a la Casa Blanca. Pero la apuesta no pagó para el multimillonario exalcalde de Nueva York Michael Bloomberg, un político poco carismático visto como arrogante y aburrido.

Bloomberg puso fin el miércoles a su campaña para la investidura demócrata tras no ganar ningún estado de los 14 en liza en el “supermartes”, y dio su respaldo al exvicepresidente y candidato de centro Joe Biden, que se alzó con al menos diez.

Bloomberg “gastó demasiado dinero en una mala apuesta”, dijo el encuestador John Zogby, presidente de la empresa de análisis y sondeos que lleva su nombre.

“Fue arrogante” al saltearse los primeros cuatro estados de las primarias, incluidos Iowa y Nuevo Hampshire, estimó.

“Los demás candidatos estuvieron ahí en la nieve, comiendo pollo medio crudo” y golpeando puertas en medio de un frío atroz, cuando Bloomberg apareció en la campaña por la investidura demócrata en memes y avisos en Facebook y televisión “como un héroe”, agregó. “Fue un mal cálculo”.

Los expertos coinciden en que el mal desempeño del exalcalde en un debate clave en Nevada, donde fue vapuleado por la candidata Elizabeth Warren, que lo acusó de ser de la misma calaña moral que el presidente Donald Trump, lo dejó trastabillando.

“Me gustaría hablar de quién es nuestro competidor: un multimillonario que llama a las mujeres ‘tipas gordas’ y ‘lesbianas de cara de caballo’. Y no, no estoy hablando de Donald Trump. Estoy hablando del alcalde Bloomberg”, expresó Warren entonces.

Lo destrozó en un minuto, recordando acusaciones de acoso sexual a mujeres, declaraciones de impuestos poco transparentes y la política municipal de detención y registro indiscriminado en barrios neoyorquinos de alta criminalidad, que Bloomberg apoyó hasta fines del 2019.

Los analistas creen que Bloomberg fue seriamente perjudicado por esta política conocida como stop and frisk, que tuvo como blanco indiscriminado a minorías negras, latinas y musulmanas durante un par de años.

"Esto realmente enfureció a esas comunidades, y las disculpas llegaron tarde, fueron débiles y ya los negros eran un fuerte respaldo de la base de Joe Biden", explicó Zogby.

Sin carisma

Pero su fracaso en las urnas también se debe a un tema de personalidad, destacan otros que subrayan su falta de carisma y empatía.

“Hay muchas razones para su fracaso, y la primera es Mike Bloomberg como candidato. Es aburrido, soso, un tecnócrata, poco inspirador” y no conecta con la gente como otros políticos, sostuvo Doug Muzzio, profesor en la Escuela de Asuntos Públicos del Baruch College.

Lincoln Mitchell, profesor de Columbia, cree que en realidad fue “sabio” en saltarse esos cuatro estados y hacer campaña en televisión y las redes sociales, no en persona, porque estrechar manos e improvisar discursos no es “la fortaleza” de Bloomberg.

“El problema con Bloomberg es que el Partido Demócrata está dominado por personas negras y personas con una visión progresista de la economía. Y Bloomberg simplemente no comparte esa visión; había una incompatibilidad”, comentó.

El filántropo de 78 años gastó más de $500 millones en su campaña, la mayoría en publicidad, presentándose como el mejor candidato de centro para derrotar a Trump y recordando sus compromisos de larga data con la lucha contra el calentamiento climático y el control de armas.

Solo tuvo un triunfo simbólico: ganó en el minúsculo territorio estadounidense de Samoa, en el Pacífico. CBS calculó que gastó $18 millones por delegado ganado.

"Le podría haber dicho tiempo atrás que no tiene lo que se precisa, y se podría haber ahorrado mil millones de dólares, el precio real", tuiteó Trump. "Ahora tirará dinero a la campaña de Joe el dormilón, esperando salvar la cara. ¡No funcionará!".

“Hace tres meses, me postulé para presidente para derrotar a Donald Trump. Hoy (miércoles) me voy de la carrera por la misma razón: para derrotar a Donald Trump, porque para mí es claro que quedarse hará que sea más difícil lograr ese objetivo”, expresó Bloomberg en un comunicado.

Para James Thurber, profesor de gobierno en la American University, el apoyo de Bloomberg a Biden puede ayudar "inmensamente" al Partido Demócrata.

“Eso es lo crucial ahora, porque Biden no tiene mucho dinero”.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.