Prohibición fue levantada en mayo pasado con el respaldo de un 61% de la organización

 31 diciembre, 2013

Washington

Los Boy Scouts de Estados Unidos aceptarán homosexuales en sus filas a partir del 1° de enero del 2014.
Los Boy Scouts de Estados Unidos aceptarán homosexuales en sus filas a partir del 1° de enero del 2014.

Los Boy Scouts de Estados Unidos (EE.UU.) aceptarán en sus filas a partir de este miércoles a jóvenes homosexuales, un cambio criticado por una parte del movimiento.

Durante dos décadas la asociación prohibió expresamente el ingreso de jóvenes homosexuales, al contrario de otras organizaciones más abiertas, como las Girl Scouts, que aceptan lesbianas.

En mayo pasado, en una asamblea general los Scouts estadounidenses, decidieron, con 61% de votos favorables, el levantamiento de esta prohibición a partir del 1° de enero del 2014.

La prohibición se mantiene para el caso de los adultos que ejercen funciones de encuadramiento.

"Estimamos que todo niño merece tener la posibilidad de formar parte de los Scouts", explicó el director de relaciones públicas de los Boy Scouts, Deron Smith.

Los Boy Scouts estadounidenses (BSA), una asociación fundada en 1910, reúnen a 2,6 millones de jóvenes varones encuadrados por un millón de voluntarios. Más de 1,5 millones de sus miembros tienen entre 7 y 11 años.

Sin embargo, un 70% de las organizaciones integrantes de los BSA son religiosas y esta nueva política despierta críticas internas.

La iglesia mormona, el mayor auspiciante de los BSA, explicó que aceptará la presencia de homosexuales siempre y cuando respeten "ciertos estándares" que incluyen "la abstinencia en materia de relaciones sexuales".

Asociaciones como la Tropa 835, de Auburn, en el estado de Washington (noroeste), cuyos miembros adultos estiman que la homosexualidad es contraria a los preceptos bíblicos, se alejaron de los BSA.