13 junio, 2013

Johanesburgo. EFE. El expresidente sudafricano Nelson Mandela , de 94 años, respondió bien ayer al tratamiento de la infección pulmonar por la que está ingresado en un hospital de Pretoria, la primera señal de progreso desde que fue internado en estado grave hace cinco días.

“Me alegra informar de que Madiba (nombre con el que se lo conoce popularmente en Sudáfrica) está respondiendo mejor al tratamiento desde esta mañana (ayer)” , aseguró ayer el presidente de Sudáfrica, Jacob Zuma, en un comunicado de prensa.

La buena noticia se hizo pública después de que Zuma calificó anteayer el estado de Mandela de “muy grave” , el peor pronóstico de las autoridades sudafricanas desde que el exmandatario fue hospitalizado el sábado “grave, pero estable”.

“Estamos muy contentos con el progreso que está experimentando, después de los difíciles días pasados” , agregó Zuma.

Mandela ha sido ingresado cuatro veces desde diciembre pasado, siempre por la recaída de la afección respiratoria que padece.

El primer presidente negro de Sudáfrica contrajo estos problemas pulmonares durante los 27 años que pasó en las cárceles del régimen del apartheid.