AFP . 17 julio
La Policía capturó al llamado
La Policía capturó al llamado "Rambo de la Selva Negra" cerca de estas montañas. FOTO AFP

La Policía alemana anunció este viernes que detuvo a un hombre fuertemente armado, acusado de haberse apoderado de armas de servicio policial, tras una persecución en la Selva Negra (suroeste) que movilizó por seis días a cientos de miembros de las fuerzas del orden.

Yves Rausch, de 31 años, apodado el “Rambo de la Selva Negra” por la prensa alemana, huyó por el bosque el domingo tras haber logrado desarmar a cuatro oficiales de Policía, desencadenando en el suroeste de Alemania esta vasta operación, que también involucró helicópteros y perros policías.

“Tras varios días de búsqueda (...) la Policía logró detener” a Rausch y confiscar “cuatro armas de fuego”, dijo la policía en un comunicado.

El hombre, que también estaba armado de un arco, flechas y un cuchillo, tiene un largo historial judicial, acusado de delitos como porte ilegal de armas, robos o ataques que dejaron heridos, por uno de los cuales había sido condenado a prisión en 2010.

Yves Rausch tiene de 31 años e historial delictivo.
Yves Rausch tiene de 31 años e historial delictivo.

La Policía descubrió material de pornografía infantil en su teléfono celular durante una investigación en 2019 por posesión de explosivos.

Durante la persecución, se cerraron los jardines infantiles de la zona y se prohibieron los paseos y actividades en el bosque.

Este “Rambo” es descrito como un “entusiasta de las armas” y desde el 2010 se le prohibió poseer armas o municiones, así como pertenecer a algún club de tiro.

El hombre ha afrontado problemas recientemente, pues fue desalojado del apartamento en que vivía, según dijo la Policía, al agregar que quedó como indigente.

Su madre declaró a medios alemanes que la última vez que lo vio fue el 8 de julio, al tomar un café juntos en un mercado. Agregó que él es un “solitario” y aunque no se veían con frecuencia, ella lo percibió “perfectamente normal”.