Por: Agencia AFP.  11 diciembre, 2017

Washington. Defensores de la libertad de prensa pidieron el lunes a autoridades de Estados Unidos que liberen y den asilo al periodista mexicano Emilio Gutiérrez, detenido con posibilidad de ser deportado a su país de origen, donde dice que su vida está en peligro.

ONGs de defensa del periodismo y al menos un legislador llamaron la atención sobre el caso de Emilio Gutiérrez, quien llegó a Estados Unidos en 2008 amenazado de muerte por informar sobre abusos cometidos por autoridades militares mexicanas.

Fotografía del periodista Emilio Gutiérrez Soto del 4 de octubre de 2017 proporcionada por The National Press Club. Fotografía AP In this Oct. 4, 2017 photo provided by The National Press Club shows, Emilio Gutierrez Soto. Advocates for a Mexican journalist detained in a remote West Texas facility asked the U.S. government on Monday, Dec. 11, 2017, to grant him asylum instead of deporting him to a country where he believes he'll be killed. Soto fled to the United States a decade ago after articles he wrote alleging corruption in the Mexican military caused his name to land on a hit list, according to his lawyer, Eduardo Beckett. (Noel St. John/The National Press Club via AP)
Fotografía del periodista Emilio Gutiérrez Soto del 4 de octubre de 2017 proporcionada por The National Press Club. Fotografía AP In this Oct. 4, 2017 photo provided by The National Press Club shows, Emilio Gutierrez Soto. Advocates for a Mexican journalist detained in a remote West Texas facility asked the U.S. government on Monday, Dec. 11, 2017, to grant him asylum instead of deporting him to a country where he believes he'll be killed. Soto fled to the United States a decade ago after articles he wrote alleging corruption in the Mexican military caused his name to land on a hit list, according to his lawyer, Eduardo Beckett. (Noel St. John/The National Press Club via AP)

Gutiérrez habló en una conferencia de prensa en Washington en el National Press Club por teléfono desde un centro de detención en Texas, donde está recluido desde la semana pasada

"Estoy aterrorizado de poner un pie en México, no quiero volver nunca a México", dijo durante la llamada.

Gutiérrez, ganador este año del Premio a la Libertad de Prensa del National Press Club, fue detenido la semana pasada luego de que una corte de inmigración denegara su apelación de asilo político.

John Donnelly, miembro del equipo de libertad de prensa del National Press Club, dijo que esa organización pide la liberación de Gutiérrez, de 54 años.

"Vino aquí después de percibir de manera creíble que su vida estaba en peligro debido a sus reportes", dijo Donnelly en la conferencia de prensa.

Explicó que Gutiérrez se fue de México porque después de informar sobre abusos militares, se enteró de que estaba en una lista de personas para asesinar.

Don Beyer, congresista del opositor partido Demócrata, se unió al pedido que hacen activistas al Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE en inglés) para que ponga en libertad al reportero.

"El señor Gutiérrez es un conocido periodista que enfrenta un peligro claro si regresa a México. Le imploro a ICEgov que reconsidere su decisión de deportarlo", tuiteó Beyer.

La ONG de defensa de los periodistas Reporteros sin Fronteras (RSF) también instó a las autoridades a conceder el asilo a Gutiérrez.

"A Emilio se le debería conceder asilo. El regreso a México, que es estructuralmente violento y donde los periodistas son blancos regulares, no es una opción para él", dijo Emmanuel Colombie, director de RSF para la región latinoamericana.

Eduardo Beckett, abogado de Gutiérrez, dijo que su cliente está dispuesto a ir a un tercer país, pero esto plantea problemas logísticos, ya que no tiene un pasaporte válido.

México es considerado uno de los países más peligrosos del mundo para ejercer el periodismo, con más de 200 comunicadores asesinados desde 2000, 11 de ellos en lo que va de 2017, uno de los años más violentos no sólo para los informadores sino para todo el país.

Edison Lanza, relator especial sobre libertad de expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), quien la semana pasada advirtió junto a su par de la ONU, David Kaye, sobre la necesidad de proteger a los periodistas en México, también llamó a revisar la posibilidad de asilo a Gutiérrez.

"Es importante que se haya suspendido la deportación de Gutiérrez en mérito del riesgo cierto que tiene de sufrir repesalias por los grupos criminales que ha investigado en Chihuahua", dijo a AFP.