AFP. 16 febrero
Fue a partir de junio del 2018 cuando las mujeres fueron autorizadas a conducir vehículos en Arabia Saudí, como lo hizo Hessah al-Ajaji en Riad
Fue a partir de junio del 2018 cuando las mujeres fueron autorizadas a conducir vehículos en Arabia Saudí, como lo hizo Hessah al-Ajaji en Riad

Riad. Arabia Saudita rechazó el sábado las críticas contra una aplicación en los teléfonos celulares disponible en el reino que permite a los hombres, según las organizaciones de defensa de los derechos humanos, vigilar los desplazamientos de las mujeres.

El Ministerio de Interior “condena con vehemencia la campaña sistemática que busca acusar a los servicios (de Absher, nombre de la aplicación) disponibles en los celulares”, indicó la agencia de prensa oficial SPA en un comunicado.

La aplicación permite “a todos los miembros de la sociedad (...) entre ellos las mujeres, los ancianos y las personas con necesidades específicas” acceder “a más de 160 servicios diferentes”, defendió el Ministerio.

También permite a los usuarios pedir la renovación de un pasaporte o de una visa, por ejemplo.

Pero según las organizaciones de defensa de los derechos humanos, como Amnistía Internacional y Human Rights Watch, la aplicación también facilita a los saudíes vigilar los desplazamientos de las mujeres.

Además, fue criticada en el extranjero.Los diputados europeos denunciaron recientemente los “servicios gubernamentales en línea utilizados por los hombres para vigilar a las mujeres”, que permite a los “tutores” recibir una notificación durante sus desplazamientos fuera de las fronteras del país.

“Es inadmisible que Google y Apple faciliten a la geolocalización de las mujeres y (permitan) controlar cuándo y cómo viajan. Esas empresas no deberían permitir esas prácticas abusivas contra las mujeres en Arabia Saudita”, estimó el senador estadounidense demócrata Ron Wyden en Twitter.

Arabia Saudí, reino ultraconservador, aplica una versión muy estricta del islam y acuerda pocos derechos a la mujeres, a pesar de una serie de reformas recientes, como la de junio del 2018 que las autorizó a conducir automóviles.

Una saudí siempre necesita la autorización de un tutor para viajar fuera del país, acceder a los servicios de salud, escoger un lugar donde residir o proceder a una boda.