Conflictos

Gobernador opositor sale de Colombia por amenazas del narcotráfico

Carlos Caicedo no informó sobre su paradero, aunque responsabilizó al gobierno del derechista Iván Duque por su seguridad. Se presume que habría salido del país desde el 19 de agosto

Bogotá. El gobernador del departamento colombiano de Magdalena, el opositor Carlos Caicedo, reveló este jueves que salió del país por un “plan inminente” para matarlo del Clan del Golfo, la mayor banda narcotraficante del país.

“Salí del país por información de fuente confiable de un plan inminente de las AGC (Autodefensas Gaitanistas de Colombia) para atentar contra mi vida”, denunció el líder izquierdista de 55 años en una publicación en su cuenta de la red Twitter.

“Nos dijeron (...) en las próximas horas lo van ejecutar y además se trata de un grupo muy bien organizado con armas largas que saben más o menos cómo es su esquema de protección”, detalló el gobernador en entrevista con Caracol Radio.

Caicedo no informó sobre su paradero, aunque responsabilizó al gobierno del derechista Iván Duque por su seguridad.

“Hago responsable al Presidente y (a Álvaro) Uribe si las AGC atentan contra mi vida”, enfatizó, señalando a Duque de favorecer supuestamente la impunidad de grupos paramilitares que combaten a las guerrillas aliadas con los narcotraficantes en algunos puntos del país.

Caicedo también se refirió a Uribe, el popular exmandatario (2002-2010) que lidera el partido actualmente en el poder, a quien acusó de “azuzar la extrema derecha en contra (...) de la izquierda colombiana”.

Fortín paramilitar

El departamento de Magdalena fue por años bastión del jefe paramilitar Hernán Giraldo, quien se movía a sus anchas por la Sierra Nevada de Santa Marta: una reserva indígena con picos superiores a los 5.000 metros de altura, al pie del mar Caribe, donde abundaban los narcocultivos.

Giraldo se desmovilizó y fue extraditado en el 2008 a Estados Unidos, donde estuvo preso unos 12 años por narcotráfico. Regresó a Colombia a principios de año y fue capturado para responder por cientos de masacres, desapariciones y violaciones. Sin embargo, expertos aseguran que sus herederos siguen ejerciendo violencia en la zona.

La Organización No Gubernamental Comisión Colombiana de Juristas solicitó ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) medidas cautelares para proteger la vida del gobernador e informó que habría salido de Colombia desde el 19 de agosto.

En entrevista con W Radio el ministro de Interior, Daniel Palacios, afirmó que el gobierno recibió “una información informal”, a través de un senador, que daba cuenta de amenazas contra Caicedo por parte del Clan del Golfo, también conocido como las AGC.

El gobernador cuenta con “un esquema bastante robusto” de protección, aseguró el ministro. No obstante, Caicedo asegura que su escolta es “insuficiente”.

Colombia, mayor exportador de cocaína del mundo, vive el peor rebrote de violencia luego de la desarme de la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en el 2017.

Aunque el pacto de paz alivió la violencia política, disidentes del acuerdo, rebeldes del Ejército de Liberación Nacional (ELN, última guerrilla en actividad formal) y grupos narcotraficantes de origen paramilitar se disputan las rentas del narcotráfico y la minería ilegal en este país de 50 millones habitantes.