24 julio, 2015

Peña Nieto, del Partido Revolucionario Institucional (PRI), ha estado al frente del Gobierno en buena parte del periodo estudiado, ya que asumió el poder en diciembre del 2012.

“Entre el 2012 y el 2014, la población en pobreza aumentó de 53,3 a 55,3 millones de personas”, de acuerdo con el último reporte publicado por el estatal Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

En cambio, el Coneval determinó que la población en pobreza extrema se redujo en 90.000 personas en ese periodo, al pasar de 11,5 a 11,4 millones.

Estas cifras reflejan que la extrema pobreza pasó del 9,8% al 9,5% del total de la población de México, que, según el último censo oficial, es de 119,9 millones de personas.

El Coneval cataloga como “pobreza extrema” a la población cuyo ingreso es insuficiente para comprar la canasta de productos básicos y que carece de acceso a tres de los siete indicadores, entre los que están educación, salud, vivienda y alimentación, entre otros.

Oficiales de la Policía turca hacen guardia de honor ante el ataúd de dos oficiales asesinados por rebeldes kurdos que acusan al Gobierno de colaborar con el Estado Islámico. | AP
Oficiales de la Policía turca hacen guardia de honor ante el ataúd de dos oficiales asesinados por rebeldes kurdos que acusan al Gobierno de colaborar con el Estado Islámico. | AP

La población en situación de “pobreza”, que incluye a las personas que carecen de acceso a uno de esos indicadores, aumentó de 45,5% a 46,2% de la población total del país.

El Coneval atribuyó estos resultados al menor ingreso trimestral por hogar, que “se redujo en términos reales en 3,5% entre el 2012 y el 2014”. Este hecho se tradujo en un menor poder de compra.

Tales resultados indican que la reducción del ingreso fue para todos los niveles sociales, excepto para la población más pobre, cuyos recursos se incrementaron 2,1%, precisó.

En el periodo analizado, solo 20,5% del total de los mexicanos (24,6 millones de personas) están libres de carencias sociales y obtienen un ingreso por encima de la línea de bienestar.

Peña Nieto (2012-2018) lanzó a su llegada al gobierno una “cruzada” contra el hambre para combatir la pobreza alimentaria en el país, que en ese momento afectaba a 7,1 millones de habitantes.

La economía mexicana ha registrado en los últimos años un crecimiento de 1,1% en el 2013 y 2,1% en el 2014, muy por debajo de las expectativas del gobierno, mientras que para este año las autoridades pronostican un aumento del PIB entre 2,5% y 3,5%.