25 abril, 2010

Morelia, México. AP Hombres armados con fusiles automáticos y granadas atacaron ayer una caravana que transportaba a altos funcionarios de seguridad del estado de Michoacán, dejando cuatro muertos y 10 heridos, en el segundo incidente de ese tipo en dos días.

La secretaria de Seguridad Pública, Minerva Bautista, se recuperaba de heridas que no eran de gravedad, dijo un funcionario de la procuraduría de justicia del estado que pidió no ser identificado. Bautista viajaba en un vehículo a prueba de balas.

Murieron dos de sus guardaespaldas y dos transeúntes. De los nueve heridos, además de Bautista, cinco eran transeúntes, incluyendo dos niñas de 2 y 12 años, y cuatro eran parte del cuerpo de seguridad de la secretaria.

No hubo información inmediata sobre la identidad de los atacantes, que eran unos 20, ni del posible motivo. Sin embargo, la violencia del narcotráfico es común en Michoacán, bastión del cartel llamado La Familia.

Varias horas más tarde del ataque a la secretaria, un grupo de personas lanzó una granada de mano contra una estación de policía en la capital del estado, Morelia, a unos 30 metros de la sede del departamento se seguridad pública. La explosión dañó tres vehículos, pero nadie resultó herido.