Política Económica

Microempresas turísticas accederán a fondo de $25 millones para financiar salarios

La propuesta gubernamental fue elaborada por el ICT y Mideplán y utiliza recursos provenientes de un donación del BID, por lo cual son no reembolsables, y beneficiarán a unas 1.300 empresas afectadas por el impacto del coronavirus

Un fondo por $25 millones, obtenido mediante una donación del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), se utilizará para auxiliar a micro y pequeñas empresas (mipymes) turísticas para que paguen los salarios y así sostener el empleo en esa actividad, según el Gobierno.

Los recursos se entregarán como un auxilio al presupuesto de las mipymes con destino específico a salarios, por lo cual las empresas no tendrán que pagarlos. El objetivo es sostener las plazas en este tipo de empresas turísticas, entre las más golpeadas por el impacto del coronavirus.

El plan beneficiará a unas 1.300 mipymes del sector, aunque no se tiene aún a cuántos empleados, según las primeras estimaciones del Sistema de Banca para el Desarrollo (SBD), al cual se le encargará el manejo, bajo las condiciones definidas por el Instituto Costarricense de Turismo (ICT).

Miguel Aguiar, secretario ejecutivo del SBD, confirmó reuniones al respecto, pero declinó brindar detalles.

De acuerdo con una carta de respuesta del gobierno a inquietudes de las cámaras Nacional de Turismo (Canatur) y Costarricense de Hoteles (CCH), el programa se denomina Bono Proteger Mipyme Turística. Los detalles y requisitos que deben cumplir las empresas se darán a conocer, posiblemente, este viernes 29 de mayo.

La propuesta gubernamental fue elaborada por el ICT y el Ministerio de Planificación Nacional y Política Económica (Mideplán). El oficio de respuesta a las cámaras, con fecha del 27 de mayo, es firmado por las ministras María Amalia Revelo y Pilar Garrido, respectivamente.

Las dos jerarcas indican en la misiva que las medidas específicas para el sector turismo se unen a otras puestas en marcha para la generalidad de compañías de cara a la reactivación. Una de ellas, dijeron, es la disponibilidad, en la banca estatal, de ¢900.000 millones para capital de trabajo y avales.

Áreas de trabajo

El plan de asistencia que plantea el Gobierno incluye un crédito con el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) para la recuperación del sector, cuyo monto no se conoció.

Esos recursos contarán con el respaldo de las reservas del Instituto Costarricense de Turismo (ICT) y se usarán para dar avales y garantías a créditos para reactivación solicitados por compañías del sector.

Este sistema de avales y garantías sería también manejado por el SBD, igual que el Bono Proteger Mipyme Turística, pero son dos programas distintos de apoyo.

El segundo programa no le costará nada al país, pues son fondos de asistencia del BID. Tampoco será necesario un convenio con el SBD para autorizarlo a manejar los recursos, porque la ley de ese sistema ya contempla eventuales aportes del Mideplán.

El programa de avales y garantías sí será un crédito, aunque no se logró obtener el monto. Rubén Acón, presidente de Canatur, había dicho que la reactivación del turismo necesitaría una línea de crédito total estimada en $500 millones.

El Gobierno también propondrá la jornada acumulativa voluntaria, de lunes a jueves, en el sector público, habilitando fines de semana largos. Esta medida es parte de los planes para estimular el turismo local, considerado básico para la reactivación de ese sector.

Otro de los intentos por promover a los costarricenses y residentes a hacer turismo se negocia con la Asociación Bancaria Costarricense (ABC). La idea es que las entidades financieras ofrezcan préstamos para hacer turismo a un plazo de 12 meses sin intereses.

María Isabel Cortés, directora ejecutiva de la ABC, confirmó las negociaciones. “La ABC está trabajando con el Ministerio de Turismo y el ICT en un programa de reactivación turística cuyos términos se anunciarán oportunamente. El objetivo del sector bancario es apoyar a uno de los sectores más impactados por la crisis y generar encadenamientos que potencialicen el esfuerzo”, explicó.

El sector turismo entró en una situación de “temporada cero”, con motivo de las medias de salud para controlar el nuevo coronavirus, entre ellas el cierre al ingreso de visitantes extranjeros vía aérea. Eso sucedió desde la tercera semana de marzo.

La mayoría de empresas son pequeñas. Por ejemplo, en el sector hotelero, el ICT detalló que el país tiene 3.715 sitios de hospedaje, de los cuales 3.083 (83%) posee menos de 20 habitaciones.

Marvin Barquero

Marvin Barquero

Periodista en la sección de Economía. Realizó sus estudios de Comunicación en la Universidad de Costa Rica. Escribe sobre temas de producción y de comercio exterior.