Por: Agencia AFP.   31 agosto
La canciller canadiense, Chrystia Freeland, se refirió a las negociaciones para renovar el NAFTA, tras la suspensión de la reunión, este viernes, en la sede de la embajada de Canadá en Washington. Foto: Eric BARADAT / AFP

Washington. Canadá y Estados Unidos reanudarán las negociaciones para renovar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (NAFTA, siglas en inglés) la próxima semana, al retirarse este viernes 31 de agosto los negociadores sin lograr acuerdo, dijo a la AFP una fuente del gobierno canadiense.

“Vamos a reanudar las negociaciones la próxima semana”, dijo un alto funcionario próximo a los debates, después de que la canciller canadiense, Chrystia Freeland, abandonara las oficinas del representante de comercio de Estados Unidos (USTR, siglas en inglés), Robert Lighthizer.

En un comunicado, Lighthizer señaló que las conversaciones iniciadas el martes fueron "constructivas" y "progresaron".

“Nuestros funcionarios continúan trabajando para lograr un acuerdo. El equipo del USTR se reunirá con la ministra Freeland y sus colegas el miércoles de la próxima semana”, señaló en la declaración.

Lighthizer dijo que la Casa Blanca había informado al Congreso el viernes que el presidente Donald Trump tiene la intención de firmar un nuevo acuerdo de libre comercio con México y con Canadá, “si así lo desea”, dentro de 90 días.

El acuerdo supondrá "enormes beneficios para nuestros trabajadores, agricultores, ganaderos y empresas", dijo Lighthizer.

Canadá y Estados Unidos han debatido contra el reloj los últimos cuatro días en Washington para acordar una reformulación del NAFTA, con México a la espera de una reunión que permitiera cerrar un trato trilateral, y en medio de reiteradas amenazas de Trump de dejar a Canadá al margen.

La presión para terminar las negociaciones se hizo latente el lunes pasado, cuando al anunciarse un acuerdo preliminar de Estados Unidos con México, Lighthizer dijo que tenía previsto notificar este viernes al Congreso de los planes del gobierno de Trump de firmar un nuevo acuerdo de libre comercio.

Los tres países intentan desde hace un año concretar un NAFTA 2.0, luego de que Trump considerara “un desastre” el pacto vigente desde 1994.