AFP., Redacción EF. 8 enero, 2018

Fráncfort, Alemania y San José, Costa Rica. El grupo de transporte aéreo Lufthansa anunció este lunes 8 de enero que planeaba contratar a más de 8.000 personas en el 2018 para acompañar su desarrollo, y en particular, el auge de la compañía de bajo costo Eurowings.

El grupo, que controla las compañías Lufthansa, Eurowings, Swiss, Brussels Airlines y Austrian Airlines, contratará a más de 8.000 nuevos colaboradores este año, anunció por medio de un comunicado.

El grupo dijo que las contrataciones se harán en el transcurso del año, mientras en julio pasado había anunciado un servicio directo entre Fráncfort y el aeropuerro Juan Santamaría, a partir de marzo próximo. Aquí en el aeropuerto de Berlín.. AFP PHOTO / JOHN MACDOUGALL
El grupo dijo que las contrataciones se harán en el transcurso del año, mientras en julio pasado había anunciado un servicio directo entre Fráncfort y el aeropuerro Juan Santamaría, a partir de marzo próximo. Aquí en el aeropuerto de Berlín.. AFP PHOTO / JOHN MACDOUGALL

El grupo, primera compañía europea del sector con base en facturación, prevé emplear a más de 4.000 azafatas o azafatos, de los cuales unos 2.500 serán únicamente para Lufthansa.

Eurowings, en pleno auge, busca, por su parte, contratar 2.700 personas (pilotos, personal de cabina y de tierra) este año y debería, además, recurrir a exempleados de Air Berlin, segunda compañía alemana con unos 8.000 empleados, la cual dejó de operar por insolvencia en el otoño (boreal).

En Costa Rica el grupo Lufthansa ofrece servicios directos entre ciudades europeas y el territorio nacional.

Desde el 9 de mayo del 2017 inició un vuelo directo entre Zúrich, Suiza, y el Aeropuerto Internacional Juan Santamaría, por medio de su filial suiza Edelweiss. En tanto, el 13 de julio del 2017 anunció un vuelo directo entre Fráncfort, Alemania, y la terminal aérea costarricense, el cual se iniciará a partir de marzo del 2018.

El grupo Lufthansa, sólido financieramente, vuelve a la ofensiva luego de años con huelgas de personal y la competencia de las empresas low cost, como Easyjet y Ryanair.

El grupo emplea en todo el mundo a 120.000 personas y aspira a retomar parcialmente a la compañía italiana Alitalia.

Por las reticencias de la Comisión Europea tuvo que abandonar recientemente tomar el control de Niki, filial austríaca de Air Berlin.

En el 2017 contrató a unas 3.000 personas, indicó su portavoz a la AFP.