María Fernanda Cisneros. 19 junio
El financiamiento de celulares permite el dinamismo de un mercado ya maduro, en el que la importación de teléfonos móviles ya pasó el impulso inicial y se estabilizó. FOTO: Jorge ARCE / LN.
El financiamiento de celulares permite el dinamismo de un mercado ya maduro, en el que la importación de teléfonos móviles ya pasó el impulso inicial y se estabilizó. FOTO: Jorge ARCE / LN.

Desde hace mucho tiempo los celulares provenientes del mercado estadounidense dejaron de ser los reyes absolutos de la industria de la telefonía móvil.

Esta realidad mundial se propagó en el suelo costarricense, donde en los últimos años el apetito de los consumidores se dividió entre más marcas, especialmente las chinas.

En el 2017, la industria local importó celulares por un monto de $322,5 millones y aunque el mercado ya llegó a una etapa madura en la que la cifra no crece, la composición de ese mercado sí varía.

El destino de las importaciones respalda este comportamiento. El ingreso de celulares desde Estados Unidos cayó en los últimos dos años y cedió terreno a Vietnam, China y Hong Kong, países donde se fabrican marcas como Huawei, Xiaomi y Samsung.

El impulso abrupto ya pasó y ahora la industria transita por un periodo de estabilización.

Varía composición del mercado

Cifras de la Promotora de Comercio Exterior (Procomer) evidencian que los teléfonos móviles provenientes de Estados Unidos acapararon el 24% de ese monto en el 2016, pero la cifra bajó a 14% tan solo un año después.

Caso contrario es el que experimenta la región asiática. En el 2015, el 40% del saldo de las importaciones de móviles provino desde China pero el dato aumentó a 46,5% en el 2017. La región de Hong Kong, por su lado, se adueñó del 19%, cuatro puntos más que dos años atrás.

El origen del 13% del monto importado lleva consigo el sello de Vietman, país que duplicó la cifra en los últimos dos años.

Juntos, estos tres destinos asiáticos representan cerca del 79% del valor registrado por Procomer.

Datos de Huawei muestran que Costa Rica importa 1,3 millones de unidades anuales, aproximadamente.

De ese monto, el 70% de los celulares son de gama baja y media baja. Sin embargo, los teléfonos móviles de gama media alta, alta y ultra alta son los que más crecen.

Esto quiere decir que cada vez se importan más celulares de mayor valor e inclusive los móviles de la gama ultra alta representan el 10% del total de unidades importadas, explicó Andrea Corrales, directora país de Terminales Huawei para Costa Rica.

En promedio, las operadoras importan el 54% de las unidades, mientras que mercado abierto (tiendas de electrodomésticos, quioscos, entre otros) ingresa al país el 46%, según datos del 2017 de Huawei.

Ingresos a la baja

Eso sí, el mercado local llegó a una etapa de madurez y superó el incremento exponencial que vivió años atrás. En adelante, el crecimiento se estabilizará y esto es lo que argumentan tanto las marcas de venta en suelo costarricense como operadoras.

Por lo anterior, es que tanto el saldo como las unidades que registran las importaciones se redujeron en los últimos dos años.

En el 2016 y 2017, el saldo por importación de celulares cayó 2% y 9,6%, respectivamente, según cifras de Procomer.

Por su lado, las unidades que ingresaron bajaron en 4%, para un total de 1.307.371.

Los planes pospago en donde se adquiere el celular al dar una prima, o inclusive sin esta; así como las opciones de financiamiento en comercios permiten que el consumidor adquiera móviles de alta gama que hace años eran casi imposibles de comprar para muchos.

Estas condiciones permiten, inclusive, que los compradores cambien de smartphone cada año, afirmó Mauricio Quesada, gerente de Celulares de Samsung.

Los teléfonos de gama ultra alta son los más buscados por los clientes Claro. Por ejemplo, el iPhone 8, iPhone X, Sony XZ, Sony XZ Compact, Samsung S9, Huawei Mate 10 y Huawei P20.

Según Carolina Sánchez, vocera de Claro, la mensualidad para estos dispositivos varía desde los ¢28.400 hasta los ¢79.300, según el plan en el que se adquiera. Además, los usuarios que tengan programado su cargo automático pueden disfrutar de cero prima.

Movistar, por su lado, también ofrece diversas opciones para adquirir los teléfonos inteligentes de alta gama, sea de contado o con posibilidades de financiamiento desde 12 hasta 24 meses, con opción de cero prima. También hay celulares que inician en los ¢10.000.

Lanzar a la venta los últimos celulares del mercado en primicia también les ha servido a los comercios.

Todos los meses hay clientes en busca de celulares en Gollo, pero la compra se dinamiza más en fechas como el Día de la Madre o del Padre, Navidad y "viernes negro", afirmó Eduardo Córdoba, gerente de Mercado de Gollo.

La mayoría de los compradores de Gollo acuden al financiamiento.