Patricia Leitón. 16 noviembre, 2018
En las ventanillas de los bancos hubo una mayor oferta de divisas del público que demanda en los primeros tres días de esta semana. (Foto con fines ilustrativos). Fotos de Diana Méndez
En las ventanillas de los bancos hubo una mayor oferta de divisas del público que demanda en los primeros tres días de esta semana. (Foto con fines ilustrativos). Fotos de Diana Méndez

El precio promedio del dólar en el mercado mayorista bajó ¢19,5 esta semana; sin embargo, las reservas del Banco Central también continuaron cayendo.

La baja en el precio del dólar estuvo influida por una mayor oferta de divisas que se notó en las transacciones de lunes a miércoles de los bancos, en ventanilla.

En esos tres días los intermediarios compraron $230 millones de divisas al público mientras que vendieron $184,4 millones; es decir, hubo una mayor oferta del público, que demanda.

Hubo un día en particular, el miércoles 14 de noviembre, en el cual las compras de los intermediarios al público alcanzaron $108 millones, y las ventas $63,7 millones.

Eduardo Prado, gerente del Banco Central, explicó que en nuestro mercado cambiario hay muchos factores que inciden en la compra y venta de divisas, y no es posible identificar todos los que contribuyen a los resultados observados en un día determinado.

Sin embargo, añadió, existen, entre esos factores, ciertos patrones estacionales o comportamientos que se manifiestan con alguna regularidad, por ejemplo, suele observarse una mayor afluencia de dólares en las ventanillas de los intermediarios cambiarios en fechas cercanas al final de la primera quincena de cada mes, relacionado con empresas que cambian dólares a colones para el pago de salarios y cargas sociales.

Cuando los intermediarios financieros tienen superávit de divisas generalmente los van a vender al Monex y entonces ahí se registró una mayor oferta que contribuyó a la reducción del precio de la divisa, sin necesidad de fuertes ventas directas del Banco Central.

En forma directa para estabilizar el mercado, el Banco Central vendió esta semana $400.000, muy por debajo de los $86 millones que vendió la semana pasada.

Ventas al sector público

La entidad sí continuó suministrando divisas al sector público de sus reservas, pero menos que la semana pasada. Las ventas netas (ventas menos compras) fueron de $52 millones, por debajo de los $76 millones que vendió la semana pasada.

El Banco Central utiliza sus reservas para las ventas directas y para vender al sector público, y aunque esta semana bajó sus ventas, sus reservas registraron una baja de $101 millones con los datos disponibles hasta el jueves 15 de noviembre.

La caída se registró, principalmente, entre el 12 y el 13 de noviembre cuando bajaron casi $140 millones de un día al otro, sobre lo cual se consultó al Banco Central.

“Dicha reducción se explica por las operaciones de intervención en el mercado cambiario y por las ventas a entidades del Sector Público no Bancario, realizadas por el Banco Central en días pasados”, respondió Prado.

El gerente señaló que debe tenerse en cuenta que no existe una correspondencia día a día entre las operaciones de intervención (o las ventas al Sector Público no Bancario) y el cambio en el nivel de reservas.

“Los dólares vendidos por el Banco Central a las entidades del Sector Público no Bancario, por ejemplo, una vez vendidos pueden permanecer depositados unos días más en las cuentas del Banco Central y no es hasta que se efectúan los pagos al exterior que hay un impacto en las Reservas Monetarias Internacionales”, añadió Prado.