Comportamiento difiere de lo que había sucedido en semanas anteriores

Por: Patricia Leitón 23 junio, 2017

San José

En lugar de venderle al sector público más dólares de los que le compra, como había sido característico este año, el Banco Central le compró más divisas de las que le vendió durante la semana anterior y la que termina este viernes 23 de junio.

Durante esta semana el precio promedio de la divisa en el Monex aumentó ¢2,23 y terminó este viernes 23 de junio en ¢572,71. | DIANA MÉNDEZ/ARCHIVO
Durante esta semana el precio promedio de la divisa en el Monex aumentó ¢2,23 y terminó este viernes 23 de junio en ¢572,71. | DIANA MÉNDEZ/ARCHIVO

Entre el 12 de junio y el 23 de junio el Banco Central le compró neto al sector público (adquisiciones menos ventas) un total de $128,85 millones.

El Banco Central negocia las divisas con el sector público directamente para evitar fluctuaciones fuertes en el mercado de divisas. De esa forma, cuando el sector público requiere vender divisas la entidad las compra y luegos cuando hay escasez en el mercado mayorista Monex, las vende.

Dólar sigue al alza

Las compras de dólares que realizó el Banco Central en los últimos días evitaron que estos recursos generaran una mayor oferta de divisas en el mercado mayorista Monex, lo cual hubiera generado una reducción en el precio del dólar.

Con esta estrategia, el Banco Central ha permitido que el precio del dólar continúe su tendencia al alza. Durante esta semana el precio promedio de la divisa aumentó ¢2,23 y terminó este viernes 23 de junio en ¢572,71.

"El Banco mantiene su objetivo de reducir las colocaciones crediticias en moneda extranjera, por lo que tiene interés en generar una expectativa de depreciación acorde con ese objetivo", comentó Mauricio Hernández Quirós, gerente de asesoría y estrategia de Prival Bank.

Las compras de los últimos días ayudaron al Banco Central a recuperar parte de las reservas monetarias que ha perdido para frenar movimientos que considera abruptos en el tipo de cambio (Entre el 1.° de enero del 2016 y el 23 de junio de este año el Banco Central ha utilizado $1.121 millones de sus reservas).

Dichas reservas son los recursos que tiene el país para hacerle frente a eventualidades externas. Al 22 de junio sumaron $6.712 millones, un total de $101, 4 millones más de las que había el 11 de junio pasado.

El 25 de mayo pasado la autoridad monetaria anunció que estaba dispuesta a utilizar $1.000 millones adicionales de sus reservas para evitar variaciones abruptas en el tipo de cambio.

Hernández comentó que llama la atención el hecho de que el sector público no bancario ahora en lugar de requerir divisas para sus necesidades, más bien muestra un excedente, el cual ofrece al Banco Central.

"La gran pregunta es ¿por qué las entidades públicas no bancarias tenían en sus portafolios más dólares de lo que requerían para sus compromisos? Este no es un resultado que se espera tengan estas entidades dentro de sus oficiales funciones. Si compraron esas posiciones en dólares hace algunas semanas atrás, hoy estarían registrando ganancias provenientes del diferencial cambiario", comentó Hernández.

En una publicación del 15 de junio pasado, el economista Félix Delgado explicó a este medio que en esa semana el Gobierno vendió dólares y por eso había compras de divisas del Banco Central al sector público.

No obstante, para Delgado, esta es una situación transitoria, porque las presiones sobre el mercado cambiario se mantienen debido a que persisten factores que influyen en el aumento del dólar, como el incremento en las tasas de interés internacionales y que el Gobierno ya no tiene financiamiento externo.

Hernández comentó que para julio se espera la llegada de la temporada alta de turismo en el país, lo que ayudará a la recuperación del nivel de divisas en poder del Banco Central.