Finanzas

Tarifas residenciales no pueden subvencionar baja en resto de sectores

Aresep evaluará hasta el próximo año efectos de la covid-19 para determinar si es necesario un ajuste tarifario a raíz de la pandemia.

Las empresas generadoras y distribuidoras del electricidad están imposibilitadas a ajustar las tarifas del servicio a los hogares, en busca de una compensación a la caída en el consumo del resto de sectores.

Marco Cordero, intendente de Energía de la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep), explicó que la metodología tarifaria no permite que un sector subsidie a otro.

“La definición de los ingresos tarifarios son para todo el sistema de distribución y a partir de ahí se distribuyen por tarifa en función del costo de provisión”, explicó Cordero.

El funcionario sí dijo que, el próximo año, verificarán si durante el 2020 se generó un déficit en los ingresos tarifarios y, por ende, la necesidad de un ajuste tarifario para atender las obligaciones ocasionadas por el covid-19.

La pandemia sanitaria ha provocado una reducción en los ingresos de empresas como el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) y las cooperativas eléctricas que brindan el servicio en zonas rurales.

Otros proveedores sí reportan una incremento en ingresos, pese a la baja en consumo. Ese el caso de la Empresa de Servicios Públicos de Heredia (ESPH), la Junta Administrativa del Servicio Eléctrico Municipal de Cartago (Jasec) y la Compañía Nacional de Fuerza y Luz (CNFL).

El ICE, confirmó la Autoridad Reguladora, no se permite el traslape de costos entre sectores.

En tanto, Luis Fallas, líder de Estudios Tarifarios de la ESPH, explicó que en la metodología no existe un lineamiento que establezca una compensación entre sectores.

“En la práctica lo que aplica es que cuándo es realizada una liquidación tarifaria de un periodo, y se aplica sobre el año siguiente, esas diferencias son reconocidas por igual en todos los sectores”, detalló Fallas.

Por su parte, Carlos Murillo, gerente de Servicios al Asociado de Coopelesca, explicó que al verse disminuido los ingresos por la pandemia se afecta el rédito para el desarrollo.

El vocero destacó que la cooperativa no recibe un aumento tarifiario desde hace siete años, por lo cual han realizado rediseños de sus servicios y su operación para optimizar la gestión.

“El hecho de producir el 90% de la electricidad que consumen nuestros asociados nos ha permitido sostener dichas tarifas”, dijo Murillo.

El vocero de Coopelesca destacó que son la empresa distribuidora con las tarifa más bajas, pese a atender una zona rural que representa el 9% del territorio nacional.

En tanto, Jasec detalló que al tener una dependencia del 70% de la energía entregada por el ICE, sus tarifas tienen una tendencia similar a las de la empresa estatal.

Óscar Rodríguez

Óscar Rodríguez

Periodista de Economía. Máster en Periodismo Económico de la Universidad Rey Juan Carlos de España. Escribe sobre finanzas y macroeconomía. Ganador del premio Jorge Vargas Gené 2015 y Distinción del Mérito Periodístico 2011 de Canatur. Redactor del año La Nación en 2017.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.