María Esther Abissi.   22 marzo
14/03/2019, Heredia, Belen. La Superintendencia General de Seguros tiene un estand en el Expomóvil 2019. Fotografía José Cordero.

Cuando adquiere un vehículo nuevo, las entidades financieras le asignan una póliza de seguro de vehículos que no necesariamente es la que usted necesita.

La elección de un seguro depende de muchos factores, entre ellos, si la póliza es colectiva o individual, si tiene coberturas particulares que necesita su vehículo y si incluye beneficios adicionales como servicio de transporte de pasajeros, actividades de taxi, entre otros.

Seis empresas aseguradoras en el país ofrecen pólizas para vehículos diferentes, con particularidades entre una póliza y otra.

Además de las aseguradoras, los bancos y entidades financieras también brindan pólizas que indexan casi automáticamente a los créditos al momento en el que el cliente los solicita.

Hasta diciembre del 2018, las pólizas de seguros de automóviles mostraron un crecimiento de 29,5% respecto al año previo, ligeramente menor al del 2017, debido, principalmente, por la desaceleración del crédito para vehículos.

En esta rama de seguros, el INS lidera el mercado con una participación 81%, seguido de Quálitas, con una participación del 8%, Assa con el 3% y Lafise con 2%, de acuerdo con los datos de la Superintendencia General de Seguros (Sugese).

Estas son cinco factores que tiene que tomar en cuenta para determinar si la póliza que le ofrece su banco es la correcta.

1. Sepa que tiene derecho a escoger su seguro. Según explicó Tomás Soley, superintendente de Seguros, el consumidor tiene todo el derecho de elegir libremente la aseguradora de su preferencia, en tanto la póliza seleccionada cumpla con las coberturas que exige la entidad financiera a la que está suscrita el crédito.

Sin embargo, algunas entidades podrían hacer un cargo adicional si el cliente elige una aseguradora distinta a la que ellos han elegido.

“El cobro adicional depende de cada entidad y se le debe indicar antes de firmar el contrato. Este cobro es por los trámites que debe hacer el banco para corroborar que en efecto se está pagando la póliza a tiempo”, aseguró Soley.

Además, la entidad financiera está en la obligación de informarle al cliente el costo del seguro y cualquier otro costo asociado a su financiamiento dentro de la cuota del vehículo.

2. Además de la cobertura, asegúrese de conocer el valor del vehículo. Aunque la cobertura de la póliza es muy importante, también lo es el valor del vehículo. Pregunte a la aseguradora o a la entidad financiera que tramita el crédito por las condiciones de indemnización por pérdida total, es decir, el valor de mercado del vehículo y los periodos de revisión, de esto dependerá por cuánto le cubrirá a la hora del siniestro.

Tome en cuenta que, a la hora de reclamar un siniestro, por ley tiene 30 días naturales a partir de la aceptación del reclamo.

15/03/2019, Heredia, Belen, Expo-Movil 2019, donde las agencias de autos y los agencias crediticias se reunen para dar los mejores beneficios para la compra del automoviles. Fotografía José Cordero

3. Revise las coberturas optativas. Las coberturas optativas incluyen rotura de cristales, asistencia en carretera, autonóvil sustituto y otros servicios que no necesariamente están incluidos en el paquete estándar que ofrece la entidad financiera.

Ante un accidente, si no se tiene la póliza adecuada, los costos e indemnizaciones podrían superar por mucho el valor del vehículo y podrían llevarlo a perder mucho dinero.

En cuanto a las coberturas optativas, el Instituto Nacional de Seguros, por ejemplo, tiene servicios de asistencia nacionales e internacionales en carretera y traslados al aeropuerto y atención a lesionados en un hospital especializado en traumas.

Oceánica, ofrece sustitución de vehículos en el caso de que, por alguna reparación, el automóvil deba quedarse en el taller.

Las pólizas de Assa, por su parte, cuentan con la particularidad de que no aplican depreciación del vehículo durante el primer año, por lo que en teoría debería mantener el mismo precio los dos primeros años.

Además, la Sugese recomienda hacer un análisis financiero de si es más o menos conveniente tener un seguro en modalidad colectiva o si es mejor pagarlo por aparte.

4. Verifique las exclusiones. Esta es una de las partes más importantes, ya que implica todo lo que no cubre su seguro. Determine si el seguro incluye servicios como asistencia médica en caso de accidentes, rescate en carretera, robos y hurtos entre otros.

Tome en cuenta que, al momento de la adquisición de la póliza puede añadir servicios que estén excluidos, como pólizas adicionales, sin embargo, el cliente no podrá eliminar coberturas durante el periodo de financiamiento. En el caso de que desee eliminar una cobertura por un asunto en particular, el cliente deberá conversarlo con la entidad financieras responsable del crédito.

5. Conozca las modalidades del deducible. El deducible es la participación económica que es responsabilidad del asegurado en caso de que el automóvil sufra algún accidente. Por esto, es importante conocer la diferencia entre uno fijo y uno porcentual.

La modalidad fija quiere decir que, por ejemplo, su póliza incluya un deducible de ¢200.000 ante cualquier siniestro, que no es lo mismo que su póliza requiera de un deducible del 30% sobre el monto del siniestro.

Esto último implicaría que los costos del deducible son variables y no podría saber siempre cuál será su pérdida máxima.

Sin embargo, si el valor del siniestro que sufre su automóvil es menor que el monto del deducible fijo, utilizar la póliza podría resultar más costoso que desembolsar el monto de la reparación.