Por: Marvin Barquero 20 mayo, 2015

Los agricultores le piden mayor apoyo al Gobierno ante la crisis que, aseguran, afronta el sector, el cual presenta una caída continua en el valor de la producción desde hace 11 meses y un comportamiento por debajo de cero (negativo) desde hace seis. Así lo revela el índice mensual de actividad económica (IMAE), según lo explicó Juan Rafael Lizano, presidente de la Cámara Nacional de Agricultura y Agroindustria (CNAA).

En marzo pasado, el IMAE del agro cayó (-3,36%) en comparación con el mismo mes del 2014, lo cual confirmó una baja que viene desde abril del 2014.

Por eso, consideran urgentes cambios en la política cambiaria (precio del dólar) y en la disponibilidad de crédito. Además, solicitarán congelar los salarios privados en el segundo semestre.

Igualmente, la CNAA indicó que la cantidad de puestos en el sector cayó de 285.076, en el 2010, a 213.155, en el 2014, de acuerdo con cifras de la Encuesta Nacional de Hogares. Pero el Gobierno se defiende con datos de la Encuesta Continua de Empleo (ECE), divulgada ayer, que indica la creación de 54.000 empleos en el sector agropecuario en el primer trimestre del 2015, respecto al mismo periodo del año pasado.

Según Lizano, a eso se suma que la estabilidad en el valor del dólar redujo los ingresos de los empresarios agrícolas exportadores, mientras que la disponibilidad de crédito es baja para todo el sector.

Agregó que el productor sufre de acosos por las medidas que diversas autoridades les están aplicando, por ejemplo las municipalidades, que exigen aceras y caño frente a las fincas.

El ministro de Agricultura y Ganadería (MAG), Luis Felipe Arauz, dijo que las peticiones relacionadas con temas financieros se deben discutir con las autoridades de esa área, pero recordó que se han abierto nuevas posibilidades de crédito con la reforma al Sistema de Banca para el Desarrollo (SBD).

Para Arauz, parte de la baja en la producción del agro se debe a la sequía en el país.