Sergio Salazar.   18 febrero
Los padres de las bebés dicen estar muy agradecidos por el nacimiento de sus hijas. Ellos son Fernando Gutiérrez y Jeaneth Córdoba. Fotos: Édgar Chinchilla, corresponsal

En cuestión de segundos, uno de los quirófanos del Hospital San Carlos se llenó con el sonoro llanto de tres bebés, con pulmones sanos y fuertes.

A las 10:29 a. m. nacieron prácticamente seguidas Kimberly y su hermana Ana Yancy y un minuto después vino al mundo Alisson Susana. Las hermanas Gutiérrez Córdoba vinieron al mundo luego de 34 semanas de gestación.

Según las autoridades hospitalarias, el nacimiento fue por cesárea y las pequeñas se reportan en óptimas condiciones.

Por su parte, la madre de las menores, Jeaneth Córdoba Reyes, de 23 años, se encuentra en un buen estado de salud, esperando que le den la salida junto con sus hijas en menos de 24 horas.

“Ha sido una mañana de muchas emociones, orden y trabajo en equipo de un grupo interdisciplinario que se viene planificando desde hace tres semanas y, que hoy, pro

Durante la intervención participaron 20 funcionarios del centro médico. (Foto: CCSS para LN)

ducto de la planificación y ya gracias a Dios, tenemos a las tres bebitas en nuestro servicio de neonatología y a su madre en recuperación. El procedimiento fue un éxito rotundo”, comentó Édgar Carillo Rojas, director general del centro médico.

A la mamá de las trillizas se le aplicó previamente un tratamiento especial para madurar los pulmones de las niñas. Esto con el fin de que pudieran respirar por si solas una vez estuvieran fuera del vientre materno.

Kimberly, Ana Yancy y Alisson Susana se irán a vivir junto con sus padres a Santa Rosa de Pocosol. (Foto: CCSS para LN)

Este es el cuarto parto de Córdoba. Ella está casada con Fernando Gutiérrez, con quien ahora tiene seis hijos: tres varones y estas tres bebitas.

Gutiérrez contó a La Nación que tres semanas antes de que nacieran sus hijas recibieron la noticia de que iban a ser trillizas. "Yo no lo podía creer. Fue algo impresionante (...) Aunque en la casa tenemos ya tres, ellas no son ningún estorbo. Agradecemos toda la ayuda que nos han dado”, dijo el orgulloso padre, quien labora como ayudante de construcción.

Ante la consulta de que si planeaban tener más bebés, Gutiérrez dijo que “la fábrica ya está cerrada”, pues, según explicó, durante la cesárea Córdoba fue sometida también a una esterilización femenina.

En los hospitales de la Caja Costarricense de Seguro Social se atienden tres partos triples por año en promedio.

Colaboró: Édgar Chinchilla, corresponsal.