Irene Rodríguez. 5 mayo
La primera prueba se realizó el pasado 30 de abril. La Cámara Costarricense de Porcicultores donó dos cerdos. Foto: Cortesía de UCR
La primera prueba se realizó el pasado 30 de abril. La Cámara Costarricense de Porcicultores donó dos cerdos. Foto: Cortesía de UCR

“Respira UCR”, el prototipo de ventilador mecánico que busca que personas con insuficiencia respiratoria por covid-19 tengan auxilio, ya fue probado con éxito en cerdos.

Así lo dio a conocer la Universidad de Costa Rica (UCR) mediante un comunicado de prensa.

De acuerdo con la casa de estudios, la prueba se realizó el 30 de abril en la clínica veterinaria Intensivet, en San José.

Se escogió este lugar porque cuenta con sala de cirugías para especies mayores, es decir, animales cuyo tamaño y peso promedio es superior al de los domésticos.

La Cámara Costarricense de Porcicultores donó dos cerdos para este fin.

Los dispositivos médicos son probados en cerdos porque estos tienen similitudes con el ser humano, especialmente en su corazón, que es anatómicamente muy parecido.

Además, su capacidad pulmonar es muy similar, por lo que se convierten en aliados para probar un dispositivo como este.

Los animales fueron anestesiados e intubados para ser sometidos al respirador.

De acuerdo con Ralph García, director de la Escuela de Física de la UCR y uno de los coordinadores del proyecto, esta prueba ya tuvo su primer éxito.

García detalló que se logró comprobar que el volumen de aire suministrado por medio del ventilador fuera el correcto y que el dispositivo no fallara durante el procedimiento.

Además, las pruebas de volumen regular de aire que se introduce y expulsa durante la ventilación (fracción de inhalación y exhalación) fueron exitosas. A esto se le conoce como volumen tidal.

Todavía falta una parte de este ensayo preclínico: comprobar que la programación del equipo referente al ciclo de la respiración sea el adecuado. Eso se realizará esta misma semana.

“Esto quiere decir que si nosotros programamos al equipo para que suministre un ciclo de respiración, por ejemplo, de 20 respiraciones por minuto, el animal reciba en la realidad esa cantidad de respiraciones por minuto”, explicó el físico.

También está pendiente la validación de la capacidad del ventilador de responder cuando hay resistencia al paso del aire.

Lo anterior se realiza para simular las condiciones de un paciente con fibrosis pulmonar. En este caso, el equipo tiene que aumentar la presión necesaria.

Aliado para la respiración

La UCR trabaja con dos tipos de dispositivos: uno es eléctrico y el otro es neumático, es decir, que funciona con un motor de gas comprimido.

Ambos aparatos pueden ser usados de forma no invasiva en los pacientes (sin que se requieran cirugías mayores para usarlo).

Una de las ventajas de estos respiradores es que por su tamaño y peso son móviles, por lo que podrían viajar en ambulancia y ser una especie de “paso" antes de que la persona llegue al hospital y sea conectado a un respirador más sofisticado.

Los pacientes más graves con covid-19 experimentan una neumonía bilateral (en ambos pulmones), en los casos más críticos, por lo que no pueden respirar por sí mismos y necesitan ayuda.

Dicho proyecto comenzó el pasado 20 de marzo con la participación de profesores, investigadores y estudiantes de las carreras de Física, Ingeniería Mecánica y Artes.

También participa la empresa privada. Para la producción en serie se requiere de equipo industrial que permita cortar el acrílico de forma rápida y precisa para luego llevarlo al centro de ensamblaje.

Empresas como Euromobilia, Coopesa y Acrílicos S.A. levantaron la mano y ofrecieron su maquinaria sin ningún costo. También lo hicieron Meykan Cuatro SRL y Tecno Láser.