Salud

Nuevas reinfecciones con el virus causante de covid-19: ya suman 15 las personas contagiadas más de una vez

Este miércoles se notificaron cuatro casos: hombre estadounidense de 42 años, y tres médicos y una enfermera en India

Los casos documentados en el mundo de personas que se han infectado una segunda vez con el virus SARS-CoV-2, causante de la covid-19, suman 15.

La mañana de este miércoles trascendieron cinco nuevos casos: que un hombre estadounidense de 42 años y tres médicos y una enfermera de India.

En el caso del estadounidense, según consta en un manuscrito publicado por 12 científicos de diferentes instituciones de aquel país, el hombre presentó los primeros síntomas de la primera infección el 21 de marzo: fiebre, tos, dificultad respiratoria y síntomas gastrointestinales.

A los diez días fue declarado como recuperado.

De acuerdo con el reporte, él mantuvo un buen estado general de salud durante 51 días, hasta el 24 de mayo. Para ese entonces, se comenzó a sentir mal y fue por una nueva prueba.

Los síntomas se complicaron: fiebre, pulsaciones aceleradas, presión arterial alta, dificultad respiratoria, infiltración en los pulmones.

“Notablemente, los síntomas fueron significativamente peor cuando se comparan con los de su primera infección”, cita el documento.

Un análisis genómico (de toda la genética del virus) comprobó cambios en la genética del virus de una infección a otra, por lo que sí se trata de una nueva infección, no de la misma que se registró en marzo.

“Los síntomas clínicos, el análisis epidemiológico y los datos de secuencia genética indica que se trata de un caso de reinfección temprana de SARS-CoV-2, solo 51 días después de la recuperación de la primera infección. Se observa en un paciente joven con buen funcionamiento de su sistema inmunitario", indican los científicos.

Y añaden: “contrario a lo visto en otros casos de reinfección, esta segunda vez fue más grave que la primera, esto puede deberse a una respuesta irregular del sistema inmunitario, a que se contagiara de una cepa más agresiva o tal vez a una carga viral (número de copias del virus en la persona) mayor”.

Mientras tanto, los casos en India (tres hombres y una mujer entre los 24 y los 31 años) indican una reinfección que se dio de 13 a 60 días después de la primera.

En dos de estos casos, la primera infección fue asintomática y la segunda leve, en los otros dos, la primera infección fue leve y la segunda tuvo síntomas más fuertes, sin llegar a considerarse graves.

“Nuestros hallazgos demuestran que los trabajadores de la salud pueden reinfectarse con SARS-CoV-2 con una severidad clínica mayor en el segundo episodio. El riesgo de reinfección en los trabajadores de la salud convalecientes debe ser atendido a la hora de crear políticas públicas en salud”, destacan los científicos indios en su reporte de caso.

¿Cómo se sabe que se trata de una reinfección?

La pregunta es clave. La respuesta sencilla es: los análisis genómicos de los virus causantes de una primera y segunda infección muestran características que confirman que en ambos casos se trata de SARS-CoV-2, pero los cambios genéticos son tan grandes que demuestran que fue infectado por variantes distintas.

"Ha habido varios reportes de posibles reinfecciones, incluso hasta a nivel local (en Costa Rica), sobre todo trabajadores de salud que han dado positivo dos veces, con unos dos o tres meses de diferencia entre una infección y otra. Pero no se hicieron los estudios de genética y podría estar la duda de si es que la persona solo tuvo una infección y, más bien, duró más tiempo excretando el virus”, especificó en una entrevista anterior la doctora en virología costarricense Eugenia Corrales Aguilar.

¿Cuán común es reinfectarse? En 31,7 millones de casos de covid-19 hasta el momento en el mundo solo hay registro oficial de estos 15 casos. Sin embargo, esto es así porque son los únicos que han realizado análisis detallados del genoma del SARS-Cov.-2 en ambas ocasiones y los han comparado.

Para la viróloga tica esto significa que posiblemente hay más personas que presentan esta situación, pero no muchísimas más: “los reportes de personas que dicen haberse reinfectado serían mucho más frecuentes”, subraya.

¿Qué se sabe de los otros casos?

La primera reinfección documentada se reportó el pasado 24 de agosto en un hombre de Hong Kong.

Ninguna de las 15 personas ha fallecido y ya todas están recuperadas.

Antes de este caso, India había reportado dos el pasado 15 de setiembre. Ambos casos, una mujer de 28 años y un hombre de 25 fueron mucho más leves, de hecho estaban asintomáticos y fueron captados en un tamizaje aleatorio hecho en un hospital del norte de India.

Esta segunda infección surgió 100 y 101 días después de la primera, respectivamente.

En ambos casos, la primera infección también había sido asintomática, pero en esta ocasión la carga viral era mayor.

Hasta el momento, América Latina solo registra un caso documentado de reinfección. Se reportó el 30 de agosto, en un ecuatoriano de 46 años. En mayo, tuvo su primer contagio con síntomas leves: dolor de cabeza, cansancio y fiebre.

El 15 de agosto volvió a salir positivo, esta vez, aunque no requirió hospitalización, tuvo sintomatología más fuerte: fiebre, dolor en el pecho, tos, dolor de garganta y dificultad respiratoria leve.

Si se toman en cuenta las 15 personas, la segunda infección ha surgido, en promedio, 59 días después de la primera, con un intervalo de 13 a 123 días.

El 73% de los pacientes tuvo síntomas la primera vez, el 80% los tuvo la segunda. En seis casos (40%) el segundo contagio generó síntomas más graves.

¿Por qué algunas personas se infectan por segunda vez?

No hay una sola respuesta; el desarrollo de una enfermedad tiene que ver con la interacción entre el virus y su hospedero (la persona, con sus particularidades de genética, edad, estilo de vida, estado general de salud).

En términos generales, nuestro sistema inmunitario tiene un rol clave. Cada vez que nos enfermamos o nos exponemos a un virus, bacteria, hongo o parásito, nuestro cuerpo genera una forma de reconocerlo posteriormente. A esto se le llama memoria inmunitaria.

Mientras el organismo combatió la infección, generó células de defensa y sustancias llamadas anticuerpos que no mueren con la enfermedad. En algunos padecimientos (por ejemplo, el sarampión), esta inmunidad natural se mantiene de por vida.

En otras enfermedades no es así, y los anticuerpos y células de defensa se mantienen durante cierto periodo y por eso es posible enfermar otra vez (o necesitamos un refuerzo de vacunación cada cierto tiempo, como sucede con el tétanos).

También hay casos, como la influenza, en que el virus muta tanto que nuestro sistema crea defensas, pero al año siguiente el virus que circula es distinto y estamos susceptibles. Por esta razón nos vacunamos contra la influenza cada año.

Y en otros, como los rinovirus (principales causantes del catarro), es que hay tantos (más de 200) que es posible que cada vez que nos resfriemos sea por culpa de una cepa distinta.

Así ataca nuestro sistema inmunitario

La forma en la que responden nuestras defensas y el tipo de patógeno son determinantes en saber por cuánto tiempo estaremos protegidos contra la enfermedad.

FUENTE: EUGENIA CORRALES-AGUILAR, VIRÓLOGA; ÁLVARO AVILÉS, INFECTÓLOGO, OMS, CDC.    w. s. INFOGRAFÍA / LA NACIÓN.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que aún no se saben los alcances de esta inmunidad natural y de cómo funcionará nuestra memoria imunitaria.

Por esta misma razón, ellos desaconsejan los llamados “pasapaportes de inmunidad” en los que algunos países les otorgaban a las personas que ya habían tenido el virus una mayor libertad de movimiento porque se estimaba que no podrían infectarse ni infectar a nadie más.

“Esperamos que la mayoría de las personas infectadas con covid-19 sí desarrollen respuesta inmunitaria que brinde algún nivel de protección. Lo que aún no sabemos es cuál será ese nivel de protección ni cuánto durará, por eso no aconsejamos pasaportes de inmunidad”, aclaró Maria Van Kerkhove, jefa técnica de covid-19 de la OMS.

Para Corrales Aguilar, esto podría también pasar por otro factor: no todos los anticuerpos que el cuerpo produce neutralizan la acción del virus: “las pruebas, como la ELISA solo determinan el nivel total de anticuerpos que se generan, pero no especifican el nivel que se tiene de los que neutralizan al virus”.

¿Qué nos dice esto sobre el virus?

Según la viróloga tica, estos hechos dejan claro dos cosas: sí es posible reinfectarse y ocurre más pronto de lo que la ciencia estimó.

“Y también nos dice que no necesariamente esta segunda vez va a ser más leve o asintomática. Ya vimos casos en los que es más fuerte”, aseveró la especialista.

Sin embargo, lo que más claro queda es que no podemos apostar a lograr una inmunidad rebaño natural.

"Hay personas que dicen ‘mejor que me dé coronavirus ya para salir de esto’ o ‘así entre más personas enfermen más rápido vamos a alcanzar la inmunidad rebaño y a protegernos’.

“Pues no, esta enfermedad nos ha enseñado que, por un lado, por más jóvenes y saludables que seamos, la enfermedad nos puede dar grave, y, por otro, que aun recuperados, podemos ser susceptibles a otra infección y que hay personas a quienes les ha ido peor la segunda vez”, expuso la especialista.

¿Qué nos falta por saber?

Muchísimo, por no decir “casi todo”. Aún es muy pronto, pues comenzamos a conocer del virus hace nueve meses. Quedan muchas preguntas

¿Los casos en los que una reinfección es más grave que la primera son excepciones? ¿Cuán raras son esas excepciones? ¿No hay un patrón que nos diga si será más leve la segunda vez que la primera?

¿Si alguien se reinfecta, puede transmitir el virus, produce suficiente cantidad viral para infectar a alguien más?

¿Se dará solo una reinfección o nos podremos contagiar más de dos veces?

¿Cómo influirá esto en la duración de la protección de las vacunas? ¿Serán necesarias más dosis?

“Esto no es un fenómeno exacto. No son matemáticas, la biología nunca es exacta y depende de muchos factores individuales, pero, sobre todo, necesitamos tiempo para saber cómo se van desarrollando las cosas”, concluyó Corrales Aguilar.

Irene Rodríguez

Irene Rodríguez

Periodista en la sección El País. Máster en Salud Pública con Énfasis en Gerencia de la Salud en la Universidad de Costa Rica. Ganó el Premio Nacional de Periodismo Científico del Conicit 2013-2014, el premio Health Systems Global 2018 y la mención honorífica al Premio Nacional de Periodismo de Ciencia, Tecnología e Innovación 2017-2018.