AFP , Agencia AP, Redacción LN. 19 septiembre, 2019
Alondra occidental en el Refugio Nacional de Vida Silvestre de las Montañas Rocosas en Colorado. (Foto AP / David Zalubowski, Archivo)
Alondra occidental en el Refugio Nacional de Vida Silvestre de las Montañas Rocosas en Colorado. (Foto AP / David Zalubowski, Archivo)

Estados Unidos. La población de aves en Canadá y Estados Unidos, ha disminuido en una cuarta parte (29%) desde 1970, equivalente a casi 3.000 millones menos de aves, señaló un estudio publicado el jueves por la revista Science.

La mayor afectación es en las zonas rurales, probablemente debido a la reducción de los campos y las praderas y la extensión de las tierras de cultivo, así como por el uso de pesticidas que matan insectos afectando toda la cadena alimentaria. Pero las aves forestales y en otros sectores también están en declive.

El 90% de las pérdidas ocurren en 12 familias de aves, incluidos gorriones, currucas, mirlos y jilgueros (las especies que viven en Estados Unidos y Canadá no son las mismas que en otras regiones del mundo).

Estas cifras se corresponden con la disminución observada en otros lugares, particularmente en Francia, donde el Observatorio Nacional de Biodiversidad estimó en un 30% la disminución de las aves de campo entre 1989 y 2017.

Los patos y gansos son la gran excepción: sus poblaciones, después de haber sido amenazadas, han aumentado desde 1970, gracias a la conciencia de los cazadores que han apoyado las medidas de protección, explicó a la AFP un coautor del estudio, el ornitólogo Ken Rosenberg, de la Universidad de Cornell y la American Bird Conservancy.

Los datos se lograron gracias a avistamientos de una amplia red de observadores, tanto aficionados como científicos. Además la información fue cruzada con los registros de 143 radares de la red NEXRAD, de la agencia meteorológica de Estados Unidos, con el fin de detectar cambios en el volumen del flujo migratorio de las aves.

Más esta sensible disminución de aves, no es exclusiva de América del Norte, en Europa los datos también encienden las alarmas de lo que podría suceder en el futuro cercano.

“En el 2014, investigadores europeos publicaron datos comparativamente similares. Aquel trabajo que partía de 1980 y hasta 2010, mostraba que la población de aves europeas se había reducido en 400 millones desde los 2.000 estimados”, informó el diario español El País, a raíz de la publicación de Science.

Preocupación

“Este es un documento trascendental. Establece cifras para los temores de todos sobre lo que está ocurriendo”, destacó Rosenberg, según la agencia AP.

Joel Cracraft, curador a cargo de ornitología del Museo Americano de Historia Natural, y quien no participó en el estudio, dijo que esto "es aún más crudo de lo que muchos de nosotros habríamos pensado”.

Año tras año, Margaret Rubega, la ornitóloga del estado y de la Universidad de Connecticut, recibe llamadas de personas que detectan menos aves que antes. Y este estudio, en el que ella no colaboró, subraya un problema serio, dijo.

“Si alguien sale de su casa una mañana y nota que un tercio de todas las viviendas de vecindario se encuentran vacías, concluiría correctamente que algo amenazante está ocurriendo”, afirmó Rubega.

“Tres mil millones de nuestros vecinos se han ido, los que comen a los insectos que destruyen nuestras plantas y diseminan enfermedades como encefalitis equina. Pienso que todos pensaríamos en eso como algo amenazante”, enfatizó la ornitóloga.