Medio Ambiente

Los chimpancés “estrechan la mano” según su grupo social

Los chimpancés adoptan las formas de estrechar sus “manos” dependiendo de su grupo social, según un estudio publicado el miércoles, que hace un balance de 12 años de observación de su comportamiento.

Los chimpancés son a menudo considerados como los primates más cercanos al ser humano, gracias a su capacidad de efectuar labores complicadas, como el uso de herramientas.

Edwin van Leeuwen, experto en comportamiento animal de la Universidad belga de Amberes, ha estudiado decenas de chimpancés del orfanato de Chimfunshi en Zambia. En particular, ha observado los gestos de la mano repetidos y muy específicos en dos grupos diferentes.

El gesto que adoptan, por ejemplo cuando se despiojan mutuamente, cada participante de estos grupos lo hace de manera diferente: unos extienden uno de sus brazos por la cabeza y tocan con el otro la muñeca o la mano de su compañero, o incluso le agarran esta mano, según este estudio publicado en la revista Royal Society Biology Letters.

Van Leeuwen ha observado que el apretón de manos era "notablemente más pronunciado" en un grupo de chimpancés que en el otro.

También descubrió que las hembras son más susceptibles de agarrarse la mano que los machos, que prefieren agarrar la muñeca, sin duda para afirmar su dominio.

"El hecho de que hayan desarrollado hábitos diferentes en diferentes grupos muestra que adquieren estos hábitos socialmente en su grupo", explicó Leeuwen a la AFP.

Según el estudioso, los chimpancés parecen haber aprendido a practicar "hasta cierto punto" estos apretones de mano como una especie de ritual. "Se integran en la interacción social de dos individuos, al establecer una conexión particular en una actividad ya íntima", como la acción de despiojarse.

Para Van Leeuwen, es la prueba de la capacidad que tienen los chimpancés para preservar "una estabilidad de las tradiciones". Un comportamiento que en los humanos se denomina persistencia cultural.

Este comportamiento no puede explicarse por razones genéticas o medioambientales, pues la composición de los dos grupos era casi idéntica.

Más bien, considera que es el resultado de “una característica común de aprendizaje social”.