12 septiembre, 2015

Nueva York EFE Una de las víctimas de los atentados de Nueva York, hace 14 años, es Alejandro Cassano. Este viernes, su nombre resonó en los actos para recordar a los 2.983 fallecidos en el peor acto terrorista en suelo de EE. UU.

Justo donde estaban las Torres Gemelas, derribadas por aviones secuestrados por terroristas, su hermana habló en público, ante más de 1.000 personas.

“Debemos ser fuertes, solo quiero decirte que te quiero y que te extraño. Han pasado ya 14 años y tu hijo tiene ahora 27 años. No ha podido venir pero tiene fe en que alguna vez volverá a encontrarse contigo”, dijo la pariente de Cassano, no identificada por las agencias de noticias.

A las 8.46 a. m., el momento exacto del impacto del primer avión, se guardó silencio, lo que se repitió en distintos momentos de los ataques a Nueva York y al Pentágono y cuando otro avión se estrelló en Pensilvania.

En Washington, en los jardines de la Casa Blanca, el presidente Barack Obama, y su esposa, Michelle, guardaron un minuto de silencio. En su cuenta de Twitter, el mandatario dijo : “Estamos más fuertes que nunca”.

“La amenaza todavía persiste y es peor que hace 14 años. Se ha hecho metástasis y tenemos que estar listos y preparados”, afirmó el gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo.