Vivir

Sacerdote franciscano capuchino murió en méxico

Ignacio Larrañaga, apóstol de la oración, emprendió el viaje final

Actualizado el 29 de octubre de 2013 a las 12:00 am

Conocido por sus talleres de oración y vida; escribió 16 libros de corte espiritual

Su última visita a Costa Rica fue en el año 2012, donde estuvo una semana

Vivir

Ignacio Larrañaga, apóstol de la oración, emprendió el viaje final

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El sacerdote franciscano capuchino Ignacio Larrañaga, de origen español, murió ayer a los 84 años en México, donde impartía a los guías la Semana de la Culminación.

La información fue confirmada por la agencia católica de noticias Aciprensa, así como por el portal en la red Facebook de los padres capuchinos de Chile .

Larrañaga fue el fundador en 1984 de los Talleres de Oración y Vida (TOV), los cuales impartió por todo el mundo. Para el eficaz funcionamiento de los TOV, escribió dos libros: el Manual del Guía TOV y Estilo de Vida de los Guías.

Durante su apostolado, también escribió 16 libros que fueron traducidos a 10 idiomas. Además, grabó siete casetes con la misma finalidad, citó Aciprensa. Entre estos destacan: Muéstrame tu rostro, El hermano de Asís, El pobre de Nazaret, Salmos para la vida, El silencio de María y El matrimonio feliz.

El religioso nació en Loyola y fue ordenado sacerdote en Pamplona, España, donde desarrolló por algunos años su sacerdocio.

Desde muy joven fue enviado a Chile, donde desplegó una obra pastoral inmensa, tanto como predicador, escritor y organizador de conferencias, cursos y retiros.

Para el año de 1974, en Brasil, inició un método de evangelización llamado Encuentro de Experiencia de Dios que duró seis días y que realizó durante 23 años.

Larrañaga participó en julio pasado en un retiro en Mendes, Río de Janeiro, Brasil.      |  TOMADA DE FACEBOOK TALLERES DE ORACIÓN Y VIDA  INTERNACIONAL.
ampliar
Larrañaga participó en julio pasado en un retiro en Mendes, Río de Janeiro, Brasil. | TOMADA DE FACEBOOK TALLERES DE ORACIÓN Y VIDA INTERNACIONAL.

En Costa Rica dejó huella. Ligia Chaves Cervantes, vecina de La Unión, fue una de las 350 guías que compartió las visitas que efectuó el apóstol de la oración a Costa Rica.

“Él (Larrañaga) enseñaba a orar en los Talleres de Oración las 15 maneras de dirigirse a Dios, las cuales se escogían de acuerdo cómo se sintiera cada quien. Nos quitaba el miedo a la muerte.

”Durante el 2012 compartimos en el hotel La Condesa una semana”, recordó anoche Chaves.

  • Comparta este artículo
Vivir

Ignacio Larrañaga, apóstol de la oración, emprendió el viaje final

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Carlos Láscarez S.

clascarez@nacion.com

Periodista de Sucesos

Periodista en la sección de Sucesos y Judiciales. Labora en Grupo Nación desde el año 2004.

Ver comentarios
Regresar a la nota