Vivir

El 75% de los infartos en mujeres jóvenes se puede prevenir

Actualizado el 06 de enero de 2015 a las 09:30 am

Vivir

El 75% de los infartos en mujeres jóvenes se puede prevenir

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El Mercurio, Chile

Así lo aconseja un estudio publicado ayer en la revista del American College of Cardiology, en base al seguimiento a alrededor de 70 mil mujeres durante dos décadas.

Todas ellas pertenecen al llamado "estudio de las enfermeras", una extensa investigación que comenzó en 1989 y que desde entonces evalúa cada dos años a un grupo de más de 116 mil enfermeras estadounidenses de diferentes edades.

Para este trabajo en particular, investigadores de las universidades de Indiana y Harvard, y del Brigham and Women's Hospital de Boston, tomaron en cuenta los cambios que se han producido en términos de salud cardiovascular.

"Pese a que las tasas de mortalidad por enfermedad cardíaca en EE.UU. muestran una reducción constante en las últimas cuatro décadas, las mujeres de entre 35 y 44 años no han experimentado la misma suerte", explica la doctora Andrea Chomistek, autora principal del estudio.

"Esta disparidad puede ser explicada por la elección de estilos de vida poco saludables", precisa.

Conductas sanas. En el estudio observaron que las mujeres que han seguido las seis prácticas consideradas saludables por los autores tienen 92% menos de riesgo de infarto al corazón. Eso implica que tres cuartos de los ataques cardíacos en mujeres jóvenes pueden prevenirse.

El ejercicio físico es una de las armas vitales para evitar un infarto. | ARCHIVO
ampliar
El ejercicio físico es una de las armas vitales para evitar un infarto. | ARCHIVO

"Esto demuestra que estas medidas son relevantes para prevenir el desarrollo de factores de riesgo cardiovascular, como la diabetes, la hipertensión, los trastornos del colesterol y la dislipidemia", opina el doctor Nilo Carvajal, jefe de Cardiología de la Clínica Indisa.

De hecho, en el estudio se vio que quienes siguen estos hábitos de vida saludable tienen 66% menos probabilidades de desarrollar un factor de riesgo de enfermedad cardiovascular.

El gran problema es que la prevalencia de conductas sanas, incluso en países desarrollados, es muy baja, incluso menor al 5%, como lo advierte la doctora Mónica Acevedo, cardióloga de la UC y presidenta de la Fundación Salud y Corazón, de la Sociedad Chilena de Cardiología (Sochicar).

Eso ha llevado a la aparición de enfermedades cardiovasculares en personas cada vez más jóvenes.

"La edad promedio de presentación de los eventos coronarios es de 50 años, como muestra el estudio. Esto deja en claro que es un mito que la enfermedad cardiovascular es de mujeres de hartos años", agrega Acevedo.

Factor de riesgo. El gran mensaje, coinciden los expertos, es que la enfermedad cardiovascular es prevenible.

"Las mujeres deberían comenzar a seguir estas prácticas saludables tan pronto como puedan, especialmente si ya están tomando medicamentos para algún factor de riesgo, como la hipertensión o el colesterol", dice la doctora Chomistek.

El estudio muestra que basta que las mujeres que ya han sido diagnosticadas con un factor de riesgo sigan al menos cuatro de estos estilos saludables para reducir significativamente la posibilidad de sufrir una patología cardíaca.

Un consejo que también llega a los hombres, agrega el doctor Carvajal: "Estas recomendaciones se pueden aplicar a la población general".En el país, la doctora Acevedo junto a la doctora Paola Varleta están realizando una encuesta para conocer la salud cardiovascular de las mujeres en Santiago. A través de evaluaciones a 500 mujeres y al envío de mensajes de texto "saludables" a la mitad de ellas, al cabo de seis meses se medirán los cambios en varios factores bioquímicos.

Este trabajo es copatrocinado por la Fundación Salud y Corazón y la American Heart Association.

Hábitos saludables. No fumar.

Mantener un peso adecuado y un índice de masa corporal (IMC) normal.

Realizar actividad física. Al menos 2,5 horas de ejercicio por semana (repartidos en tres a cinco días).

Evitar el sedentarismo. No ver más de siete horas de televisión a la semana.

Beber con moderación. Consumir un vaso de alcohol al día, como máximo.

Comer en forma equilibrada.

  • Comparta este artículo
Vivir

El 75% de los infartos en mujeres jóvenes se puede prevenir

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota