Vivir

Estudio con 13.000 pacientes por 35 años

El cloruro de la sal puede beneficiar su salud

Actualizado el 13 de septiembre de 2013 a las 12:00 am

Altos niveles de cloruro se asocian a un menor riesgo cardiovascular

Su presencia en la sangre también se vincula con bajas tasas de mortalidad

Vivir

El cloruro de la sal puede beneficiar su salud

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

El sodio, uno de los elementos químicos presentes en la sal, ha sido visto tradicionalmente como un enemigo asociado a la hipertensión y a los males cardíacos.

De hecho, disminuir el consumo de sodio es como un mandamiento para reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

Sin embargo, el otro componente de la sal, llamado el cloruro, ha pasado prácticamente inadvertido para la ciencia hasta este momento.

Un equipo de investigadores de la Universidad de Glasgow, en Escocia, se centró en investigar el cloruro para tratar de comprender cuál es el papel que juega dentro de padecimientos como la hipertensión.

La investigación –publicada en la revista Hypertension – reveló que bajos niveles de este elemento en la sangre es un indicador independiente de riesgo de mortalidad en hipertensos.

Luego de analizar datos de cerca de 13.000 pacientes con presión alta a quienes se les dio un seguimiento de 35 años, los investigadores hallaron que los bajos niveles de cloruro estaban vinculados con un mayor riesgo de enfermedad cardiovascular e incluso de muerte.

El sodio se ha considerado como ‘villano’; sin embargo, el cloruro es distinto.  | LN
ampliar
El sodio se ha considerado como ‘villano’; sin embargo, el cloruro es distinto. | LN

El grupo con menores niveles de cloruro en su sangre presentó una tasa de mortalidad 20% mayor, en comparación con los otros individuos.

“El sodio siempre se ha considerado como el gran villano por su papel principal en el aumento de la presión arterial, mientras que el cloruro aparece como un actor secundario. Esta investigación puso en primer plano a un elemento químico poco estudiado”, destacó el doctor Sandosh Padmanabhan del Instituto de Ciencias Cardiovasculares y Médicas de la Universidad de Glasgow.

Resultados. El estudio reveló que la relación entre los niveles de cloruro en la sangre y la tasa de mortalidad, se comporta de manera totalmente opuesta a lo que sucede con la presencia del sodio.

Según la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés), el consumo diario de sodio para un adulto no debe sobrepasar los 2.300 miligramos; es decir, una cucharadita de sal como máximo.

Si la persona presenta condiciones como hipertensión, diabetes o enfermedad renal crónica, el consumo de sodio debe reducirse a 1.500 miligramos.

Y si, por otro lado, el estudio de Glasgow encontró que los altos niveles de cloruro están asociados a un menor riesgo cardiovascular y bajas tasas de mortalidad, se tiene que cada molécula de sal reúne en un solo lugar a un enemigo (sodio) y un aliado (cloruro) de la salud.

PUBLICIDAD

“Al parecer, el cloruro juega un papel importante en la fisiología del cuerpo y es necesario realizar más investigaciones, pues es muy pronto para sacar conclusiones relacionadas con la ingesta de sal en la dieta”, concluyó el especialista Padmanabhan.

  • Comparta este artículo
Vivir

El cloruro de la sal puede beneficiar su salud

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota