Vivir

Mirta Rosales

‘Dengue es un mal grave en América’

Actualizado el 17 de octubre de 2010 a las 12:00 am

Mirta Rosales Directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS)

Para la jerarca de la OPS, tanto las autoridades de salud como la población en general son responsables de la prevención del dengue

Vivir

‘Dengue es un mal grave en América’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                Carlos GonzálezFotografía
ampliar
Carlos GonzálezFotografía

¿Cuáles son los principales retos pendientes en salud pública en nuestra región?

La situación varía mucho entre los países, incluso las condiciones cambian dentro de un mismo país. En América Central hay países con más problemas de salud pública, como Honduras y Nicaragua; otros con un nivel intermedio, como Guatemala; y otros, como Costa Rica y Panamá, con mayor nivel de acceso a sistemas de salud y en donde las respuestas a los brotes o enfermedades son más prontas.

“Los retos principales son pobreza y democracia. Muchos pensarán que esto no tiene nada que ver con salud, pero así es. Si reducimos la pobreza, el acceso a la salud será más fácil; y, si hay democracia, se facilitará el crear políticas sanitarias para un acceso más justo e igualitario para la sociedad. Es un derecho básico.”

La región vive un repunte en casos y muertes por dengue, ¿cuán grave es el problema?

Muy grande. El dengue es un mal grave en América. El mosquito que transmite esta enfermedad se está volviendo más fuerte. Los brotes son más frecuentes y llegan a zonas donde antes no se veían. Un problemas es que hay cuatro tipos distintos de dengue que no tienen defensas cruzadas; es decir, cada paciente puede enfermar cuatro veces de dengue porque tener la enfermedad solo inmuniza contra el tipo de virus que contrajo. Los brotes son cíclicos y eso agrava la situación. Teníamos 10 años de no tener dengue tipo cuatro en la región y reapareció hace poco, esto hace que personas que ya tuvieron otros tipos de dengue puedan contraer dengue tipo cuatro.

¿Son necesarias más acciones para detener el flagelo del dengue? ¿En qué se falla?

Hay varios obstáculos. Todavía no hay vacuna y, aunque los ensayos clínicos van adelantados, faltan como cinco años para tenerla. Hay dos tareas importantes: hacer difícil la reproducción del mosquito y, si la gente se enferma, evitar complicaciones y muertes. Lo primordial es evitar que el mosquito se reproduzca. Si hay mosquito, vamos a tener casos, eso ya es llegar tarde a la prevención. Es responsabilidad conjunta, no solo de las autoridades de salud. La población debe entender que también ellos deben erradicar criaderos para evitar la enfermedad. El problema es que el ser humano reacciona frente al daño, no le gusta prevenir.

  • Comparta este artículo
Vivir

‘Dengue es un mal grave en América’

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota