Vivir

Estudio con participación de 1.700 costarricenses

Ácido graso en leche de vaca sería un arma contra la diabetes

Actualizado el 16 de septiembre de 2012 a las 12:00 am

Su presencia en el organismo regula los niveles de insulina, según análisis

Investigadora nacional recomienda consumir tres o cuatro raciones al día

Vivir

Ácido graso en leche de vaca sería un arma contra la diabetes

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         Óscar Benavides, vecino de Moravia, San José, ha experimentado los beneficios de la leche de vaca. Él reparte el líquido a  domicilio desde hace 24 años y está convencido de que su consumo lo mantiene sano. | CARLOS GONZÁLEZ
ampliar
Óscar Benavides, vecino de Moravia, San José, ha experimentado los beneficios de la leche de vaca. Él reparte el líquido a domicilio desde hace 24 años y está convencido de que su consumo lo mantiene sano. | CARLOS GONZÁLEZ

La leche no solo ayuda a fortalecer los huesos; también podría ayudarle a prevenir la diabetes.

Una grasa presente especialmente en la leche de vaca, llamada ácido linoleico conjugado (CLA, por sus siglas en inglés), bajaría el riesgo de diabetes tipo 2, enfermedad que afecta al 10,5% de los adultos ticos.

Este es el resultado de un estudio de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Harvard, hecho con 1.744 costarricenses.

La investigación fue liderada por la doctora costarricense en Salud Pública Hannia Campos y fue publicada en la revista American Journal of Clinical Nutrition.

“Ya estudios anteriores en animales habían mostrado que los organismos con más CLA tenían menor riesgo de diabetes. Sin embargo, esto no se había hecho en humanos”, señaló Campos.

“Quisimos ver si el nivel de CLA en el cuerpo de personas realmente era indicador de protección contra diabetes”, añadió.

Este es el segundo reporte que Campos publica sobre el CLA. El anterior indicó que este ácido graso ayudaría a prevenir infartos .

¿Qué tiene este ácido presente en los lácteos que lo hace tan beneficioso?

En cuanto a la diabetes, estudios anteriores hechos por otros científicos sugirieron que el CLA ayuda a regular los niveles de glucosa e insulina en el cuerpo.

Sobre los infartos, Campos señala que el CLA proveniente de la leche baja los niveles de grasa saturada en las arterias, y esto hace que la sangre fluya mejor y el riesgo de infarto sea menor.

¿Cómo se hizo? Estos datos son parte de un estudio más amplio sobre causas y características del infarto en los ticos. Esa investigación empezó en 1994 y, durante 10 años, estudió a 2.000 ticos que habían sufrido su primer infarto; por cada uno de ellos, se tomó a una persona de edad similar y la misma zona geográfica sin historia de infartos.

Este nuevo documento sobre CLA utilizó solo a quienes no habían sufrido infartos. En total, fueron 1.744 costarricenses, de los cuales 232 tenían diabetes.

A todos se les tomaron muestras de sangre y tejido grasoso. En la sangre se buscaron niveles de colesterol y triglicéridos, y en los tejidos de grasa se buscó el CLA. También se les hicieron pruebas para determinar si tenían diabetes o no.

PUBLICIDAD

Tras analizar los datos, Campos y su equipo vieron que las personas sin diabetes tenían más CLA en su cuerpo que los diabéticos.

Nótese que la fuente principal de CLA en los ticos es el consumo de leche de vaca y lácteos, de allí la relación, indicó Campos. “En este caso, es mejor tomar leche con 2% de grasa pues tiene más CLA que la descremada”, manifestó .

La nutricionista Tatiana Martínez, quien no participó del estudio, aclaró que la leche 2% es una muy buena opción, pero solo para las personas que no tienen problemas de colesterol o triglicéridos.

Alimentación de vacas influye. La protección contra la diabetes depende, en gran medida, de la alimentación de las vacas lecheras.

Si se consume leche de vacas alimentadas principalmente con pasto, como las de Costa Rica, se tendrá mayor protección que si se toma leche de vacas alimentadas solo con granos, como las de Europa. Las vacas que comen pasto producen cinco veces más CLA.

Por ello, Campos estudia, junto con productores ticos, cómo mejorar el pasto que se le da a las vacas.

Para Donald Bolaños, coordinador de la finca y la lechería de la Ciudad de los Niños, la composición de la leche no solo depende de la alimentación de la vaca.

“La raza del ganado influye mucho. Las vacas sí se alimentan cada vez más con pasto, pero también es un asunto de necesidad; la alimentación con granos se está volviendo más cara, porque los granos también son parte de la alimentación de los humanos”, concluyó.

  • Comparta este artículo
Vivir

Ácido graso en leche de vaca sería un arma contra la diabetes

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Irene Rodríguez S.

irodriguez@nacion.com

Periodista

Periodista en la sección Aldea Global. Máster en Salud Pública con Énfasis en Gerencia de la Salud en la Universidad de Costa Rica. Escribe sobre salud, periodismo médico y educación. Ganó el Premio Nacional de Periodismo Científico del Conicit.

Ver comentarios
Regresar a la nota