Vivir

Kenia quemará 105 toneladas de marfil en protesta contra la caza ilegal

Actualizado el 16 de abril de 2016 a las 11:17 am

Vivir

Kenia quemará 105 toneladas de marfil en protesta contra la caza ilegal

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
Varios guardaparques del Servicio de Conservación de la Fauna keniana (KWS) sujetan un colmillo de marfil en las oficinas centrales de KWS en Nairobi, Kenia. Af finales de abril se inconerarán 105 toneladas. (Dai Kurokawa/EFE)

Nairobi, Kenia

Camiones llenos de marfil procedentes de toda Kenia llegaron a  Nairobi para preparar la mayor destrucción de marfil jamás organizada en el mundo en protesta contra la caza ilegal.

El marfil fue transportado al cuartel general del Servicio Keniano de la Fauna Salvaje (KWS), desde las cajas fuertes donde se conservaba, sobre todo en las ciudades de Voi (sur), Nanyuki (centro) y Mombasa (sureste).

En la incineración, prevista el 30 de abril, se quemarán unas 105 toneladas de marfil - siete veces más que la mayor cantidad de marfil quemado en estas circunstancias - y 1,35 toneladas de cuerno de rinoceronte.

Esta cantidad de marfil será incinerada "para protestar contra la constante masacre de las especies más emblemáticas de este país", declaró Kitili Mbathi, director general de KWS.

La ceremonia será dirigida por el presidente, Uhuru Kenyatta, y contará con la presencia de numerosos jefes de Estado, defensores de los animales y personalidades famosas.

Entre los nombres de los asistentes se barajan los de grandes estrellas de Hollywood, como Leonardo DiCaprio o Nicole Kidman, o de millonarios como George Soros o Howard Buffet, aunque nada ha sido confirmado.

El exjugador de baloncesto chino de la NBA, Yao Ming, que ha llevado a cabo múltiples campañas contra la caza furtiva, podría también participar en la ceremonia.

Más de 30.000 elefantes mueren cada año en África para recuperar sus colmillos. En Asia, el marfil se vende a unos $1.100 el kilo.

La semana pasada las autoridades de Malasia destruyeron 9,55 toneladas de marfil africano ilegal, valorado en $20,6 millones.

El ministro de Medio Ambiente de ese país, Wan Junaidi Tuanku Jaafar, informó que  los colmillos procedían de países africanos, incluidos la República Democrática del Congo, Ghana y Kenia, y habían sido incautados entre 2011 y 2015,

"Espero que la destrucción envíe un firme mensaje al mundo de que el Gobierno malasio no aprueba los crímenes contra la vida salvaje", declaró.

  • Comparta este artículo
Vivir

Kenia quemará 105 toneladas de marfil en protesta contra la caza ilegal

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota