Vivir

Por causas naturales

Muere Tiggy, el jaguar del centro de rescate Las Pumas

Actualizado el 18 de febrero de 2014 a las 08:55 am

Llegó al centro cuando era un cachorro y vivió allí por 22 años.

Vivir

Muere Tiggy, el jaguar del centro de rescate Las Pumas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

This picture loads on non-supporting browsers.
Tiggy llegó al centro de rescate Las Pumas cuando apenas era un cachorro y trataron de venderlo en el mercado de Liberia. (Mayela López)

Tiggy, el jaguar del centro de rescate Las Pumas, murió ayer de causas naturales. Según Esther Pomareda, bióloga del centro de rescate, el jaguar empezó a presentar problemas de salud en la tarde del domingo y falleció al amanecer del lunes.

En cautiverio, los jaguares pueden llegar a vivir 25 años y Tiggy ya tenía 22. 

"Realmente fue un animal saludable. No obstante con el pasar del tiempo se empiezan a presentar patologías propias de la edad. En el último año presentó un sobrecrecimiento de las uñas, las cuales podían llegar a penetrar sus dedos por el crecimiento curvo de las mismas. Esto se debía probablemente a una patología común en pacientes geriátricos, la artrosis o degeneración de las articulaciones, lo que hacía que ya no caminara tanto ni gastará sus uñas en los troncos como un felino joven lo haría", comentó Marta Cordero, quien es médico veterinaria del centro de rescate.

El felino llegó a Las Pumas, ubicado en Cañas de Guanacaste, con apenas tres meses. Venía de Nicaragua y lo estaban vendiendo en el mercado de Liberia cuando fue decomisado. Perdió a su madre, a la cual la mataron para comercializar su piel. Al no tenerla, nunca aprendió a cazar, ni a saltar. Por esa razón estuvo en cautiverio, dado que sus posibilidades de sobrevivir en el medio natural eran escasas.

Sin embargo, en el centro de rescate cumplió otra función: su caso sirvió para concientizar a cientos de personas sobre las consecuencias de la relación ser humano - vida silvestre y como esta muchas veces termina derivando en cautiverio.

"Tiggy se nos fue dejando un gran legado de educación y concientización a miles de visitantes tanto nacionales como extranjeros que llegaron a nuestro centro con el fin de conocer y aprender sobre las especies de felinos en nuestro país. Él vivió 22 años y durante este periodo pudimos conocer la realidad que enfrentan nuestros felinos silvestres como la cacería‚ la deforestación‚ el mercado negro de especies y el conflicto con animales domésticos‚ entre otros. Tiggy siempre nos mostró su ímpetu‚ respeto y poder detrás de su piel manchada y su mirada tenaz. Él ha sido y será un gran ejemplo para que todos los seres humanos le tengan respeto a la vida silvestre y ayuden en su conservación", destacó Pomareda.

  • Comparta este artículo
Vivir

Muere Tiggy, el jaguar del centro de rescate Las Pumas

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Michelle Soto M.

msoto@nacion.com

Periodista de Ambiente

Redactora en la sección Aldea Global. Periodista graduada en la Universidad de Costa Rica. Escribe sobre temas ambientales. Recibió los premios Innovación para el Desarrollo Sostenible (2011) y Periodismo Agrícola y Desarrollo Rural (2012).

Ver comentarios
Regresar a la nota