Vivir

Vergüenza y falta de acceso: los obstáculos de la anticoncepción

Actualizado el 11 de junio de 2012 a las 12:00 am

Vivir

Vergüenza y falta de acceso: los obstáculos de la anticoncepción

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

                         El Área de Salud de Aserrí brinda cursos especiales de sexualidad para colegiales. Andrés Valverde, de 15 años, y Yenter Mora, de 14, aprendieron, durante el mes de mayo, sobre las características del condón. | DIANA MéNDEZ PARA LN
ampliar
El Área de Salud de Aserrí brinda cursos especiales de sexualidad para colegiales. Andrés Valverde, de 15 años, y Yenter Mora, de 14, aprendieron, durante el mes de mayo, sobre las características del condón. | DIANA MéNDEZ PARA LN

La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) ofrece pastillas anticonceptivas y condones para los adolescentes. Ellos pueden recibirlos sin necesidad de ir acompañados por sus padres, aunque sean menores de edad.

Sin embargo, no es fácil obtenerlos. Para recibirlos ellos deben tener receta médica. Esto significa que deben ir a hacer fila (muchas veces en la madrugada) a un Ebais para obtener su cita.

“Es necesario que el muchacho asista a una primera consulta médica para obtener los condones. No es solo la receta, también se le aconseja y se vela por su salud. Luego de eso, la receta podría indicarle a cuántos condones tiene derecho y puede ir a la farmacia por ellos”, comentó Albin Chaves, jefe de Farmacoepidemiología de la CCSS.

“Lo mismo sucede con las muchachas. Es en la cita médica que se determina cuál es el mejor método para ella, si pastillas, una inyección o un dispositivo intrauterino”, añadió.

No todos comparten esta idea:

“¿Qué adolescente va a levantarse a las 5 a. m. para hacer fila por una cita en un Ebais para que le den condones?”, cuestionó Óscar Valverde, consultor en temas de Salud Sexual y Reproductiva del Fondo de Población de la Naciones Unidas (UNFPA).

Algunos adolescentes comparten su opinión: “No sirvo para madrugar y hacer fila. Además, qué verguenza ir a un Ebais y que intenten juzgarlo... o tal vez conocen a los papás de uno y es peor”, dijo un joven de 17 años, vecino de San Pedro de Montes de Oca.

Dificultades. Ginecólogos especialistas en adolescentes critican que los métodos anticonceptivos que se ofrecen para las jóvenes no son necesariamente los más recomendados para su edad.

“La CCSS ofrece píldoras, pero les da a las adolescentes las mismas que a las adultas, cuando sería ideal que las más jóvenes tomaran una menor dosis hormonal en sus pastillas; además, solo tiene la inyección de tres meses y en ellas sería más segura la de un mes. Lo ideal también sería que tuviera la ‘minipíldora’ para el periodo de lactancia, y no lo tienen”, aseveró la ginecóloga Angélica Vargas.

Chaves aduce que “desde el punto de vista fisiológico cuando usted ya menstruó, ya genera hormonas y puede quedar embarazada, ya que su cuerpo se comporta como el de una mujer. Una mujer de 15 años puede perfectamente tomar la misma pastilla que una de 30”.

PUBLICIDAD

Agregó que la CCSS ofrece como primera opción las pastillas de baja dosis hormonal, por lo que a las jóvenes solo se les dará píldoras con concentración hormonal alta si realmente la necesitan.

Opciones. En el país hay otras opciones que no requieren hacer cita en los Ebais de madrugada: las Clínicas de los Adolescentes. Estas se ubican en algunos hospitales públicos como el Calderón Guardia o el de la Mujer.

También, hay organismos como la Asociación Demográfica Costarricense (ADC) que ofrecen condones en algunas ferias de la salud.

“El sistema de salud es resistente, no es amigable. A ellos les hacen cuestionamientos, por eso muchos no acuden al servicio. Por eso nosotros buscamos dar mayor información”, dijo Lindsen Morera, encargada de proyectos de la ADC.

  • Comparta este artículo
Vivir

Vergüenza y falta de acceso: los obstáculos de la anticoncepción

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota