Vivir

Empresa de Franklin Chang pretende producir energía con hidrógeno

Ad Astra inicia pruebas para combustible limpio

Actualizado el 22 de febrero de 2014 a las 12:00 am

Compañía firma tercer acuerdo con Recope, ahora para financiar proyecto

Planta prototipo ubicada en Liberia comenzará a operar el próximo lunes

Vivir

Ad Astra inicia pruebas para combustible limpio

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

La planta de producción y almacenamiento de hidrógeno inaugurada en diciembre pasado en la sede de la compañía Ad Astra Rocket será lanzada al ruedo para enfrentar los retos tecnológicos para los que fue diseñada.

Un nuevo convenio firmado entre esta empresa –fundada y dirigida por el científico costarricense Franklin Chang– y la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) inyectará $400.000 para continuar con la siguiente etapa de este gran proyecto que propone el uso del hidrógeno como fuente alternativa de energía.

“Parte del tiempo de investigación se destinará a operar la planta y recolectar datos experimentales con los sensores que tiene instalados para analizar, modelar y comprender mejor el proceso de generación y almacenamiento de gas”, explicó el director del proyecto Juan Ignacio del Valle Gamboa.

La planta trabaja bajo el principio de descomponer las moléculas de agua en sus átomos básicos: hidrógeno y oxígeno.

Este proceso se conoce como electrólisis, que utiliza electricidad para “romper” el agua.

La planta está conformada por un equipo electrolizador para la producción del gas combustible, un tanque de almacenamiento a baja presión, un compresor de gas hidrógeno y cinco tanques de alta presión para aplicaciones en vehículos. Según Del Valle, estos experimentos en la planta permitirán conocer información muy variada. “Por ejemplo, podremos medir el consumo real de energía eléctrica de cada una de las etapas de producción y compresión del hidrógeno para saber cuál proceso genera mayor consumo”, manifestó.

Con la planta operando, los científicos podrán conocer además el costo real de producir el gas hidrógeno. “Sería ilógico desarrollar una solución para reducir el consumo de combustibles fósiles mediante un proceso que genere una excesiva factura eléctrica, de modo que, si la planta se convierte en una realidad, la idea es que ésta sea capaz de generar su propio sistema de energía con paneles solares y turbinas eólicas”, detalló Del Valle.

Con una idea más clara sobre la eficiencia económica será más fácil para Ad Astra transformar este prototipo en un modelo capaz de operar comercialmente, agregó el director de la iniciativa.

El convenio rige del 24 de febrero al 8 de agosto del 2014.

PUBLICIDAD

Para Franklin Chang, presidente de Ad Astra, si bien toda tecnología en experimentación supone un riesgo, el mercado potencial de este producto ofrece grandes expectativas. “Costa Rica es un país que depende de la importación de petróleo, de modo que producir su propio combustible para además recorrer distancias relativamente pequeñas, es una buena opción”, dijo.

Destacó además que el combustible de hidrógeno podría ser una alternativa para las torres de telecomunicaciones autónomas en parques nacionales con acceso limitado a la red eléctrica.

Además de evaluar cómo opera la planta, otro de los objetivos durante estos 6 meses es el diseño, especificación y presupuesto de estos tres módulos que se le agregarán a la planta para integrar una estación de servicio similar a las “bombas” en donde las personas pasan a recargar su vehículo con gasolina .

  • Comparta este artículo
Vivir

Ad Astra inicia pruebas para combustible limpio

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota