8 marzo

El escritor Oscar Wilde dijo que “no hay una segunda oportunidad para una primera impresión”. Sin embargo, durante esta tercer temporada de Tu cara me suena (TCMS), la modelo, cantante y empresaria Melissa Mora mostrará una faceta de su vida que muchos desconocen y con la que quizá “cambie la imagen que algunos tienen” de ella.

Tras el anuncio de la participación de Melissa en TCMS, las redes sociales son un campo de batalla en las que hay dos bandos: los defensores y los detractores. En el centro está Mora, quien entiende que al asumir este desafío cuenta con “un 50 por ciento de cariño y un 50 por ciento de odio”, según dijo.

Melissa Mora | DURANTE LA PRESENTACIÓN DE TCMS JOHN DURÁN
Melissa Mora | DURANTE LA PRESENTACIÓN DE TCMS JOHN DURÁN

“Estoy clara en que hay gente que me va a querer y otra me va a odiar. Odian hasta al papa, ¡no me van a odiar a mí! ”Cuando la gente se cierra y le dice cosas a uno yo digo que analfabeta no es la persona que no sabe leer, sino la persona que no quiere entender (sic), muchos no entienden que lo que yo vendo es un trabajo. Mi naturaleza es muy sensual, lo reflejo en mis fotografías, pero no significa que no tenga mi parte como persona normal”, aseguró.

Mora admite que su “paz interna” la hace disfrutar de su existir sin preocuparse por el “qué dirán”. “ Disfruto mucho la vida. Yo aprendí a darme un valor, sé lo que valgo. No me importa el valor que me den los demás”, aseveró.

Propósito. Esta es la segunda participación de Melissa en un formato de canal 7. En el 2008 fue figura del programa Bailando por un sueño.

Vivian Peraza, productora de TCMS, mencionó que aunque la modelo ya estuvo vinculada con el canal, en esta oportunidad la tomaron en cuenta porque “cuando se hizo el grupo de estrellas pensamos en cumplir lo que el formato requiere; no nos enfocamos en una sola persona, sino que lo tratamos de ver en conjunto, pensando siempre en la calidad del show ”.

Por su parte, Mora reconoce que decidió participar en este nuevo formato porque sabe que “será una experiencia de enriquecimiento profesional”.

“Cuando se presentan estas experiencias yo no las voy a dejar pasar: aprendo con los profesores y compañeros. Hay mucha hermandad, es un elenco precioso”, detalló.

Usualmente, a Mora se le ha conocido por sus canciones o fotos sensuales; pero, qué hay más allá de esa imagen sensual que proyecta.

Melissa asegura que si bien su sensualidad es algo inherente, no es todo lo que la define, y eso es lo que pretende “mostrar” a lo largo de la tercer temporada del formato de Teletica.

“Pocas personas me conocen, pero soy una persona muy tranquila, que tiene una paz increíble. Además, soy muy alegre, muy sincera, muy cariñosa y sentimental”, detalló.

La otra cara. Cuando no está ofreciendo un show , haciendo sesiones de fotos o modelando, Melissa dedica todo su tiempo a su pequeña hija Camila, de seis años, fruto de la relación que tuvo con Luis Villalobos, exjugador de San Ramón.

“Entre las cosas que amo es compartir tiempo con mi hija; yo trabajo mucho, entonces en los momentos libres lo que busco es estar con ella”, contó.

Melissa asegura que su pequeña entiende su trabajo. “Ella sabe y ha entendido lo que hago, entiende que en fotos y en televisión soy una y en la casa otra”, dijo.

“La gente piensa que por el hecho de que yo a veces salgo mostrando más de la cuenta, creen que así ando en la calle; pero no es así. Yo sé cómo vestirme para cada situación. Soy una persona que sabe de moda: estudié etiqueta y protocolo. Me gusta usar vestidos largos, soy muy relajada y sé que hay momentos para todo”, añadió.

Con respecto a sus compromisos laborales, la ramonense dijo que “hizo un espacio en la agenda” para asumir el reto del programa de interpretaciones, sin embargo, sus responsabilidades continúan con normalidad.

“Sigo con mis proyectos, yo trabajo mucho. En redes sociales sigo con mis fotos sensuales, me gusta renovar mis fotos. No voy a dejar de mostrarme como soy. Sigo con mis trabajos y mis shows”.

Melissa aseguró que de ganar tras sus presentaciones, destinará los fondos a fundaciones que apoya. Una de ellas es Funcavida, sitio en el que brindan apoyo a personas que luchan contra el cáncer, y a la que asiste su mamá, doña María Eugenia quien es sobreviviente de la enfermedad.