Una encantadora Madeleine Stowe, que interpreta a la calculadora y venenosa Victoria Grayson en Revenge, habló con Teleguía sobre su amor por Costa Rica, el país de su madre y ancestros

 8 marzo, 2014
Madeleine Stowe Vive en un rancho ganadero, en Texas, junto con su esposo desde 1986, el actor Brian Benben. | AVANTGARDE RP PARA TELEGUÍA
Madeleine Stowe Vive en un rancho ganadero, en Texas, junto con su esposo desde 1986, el actor Brian Benben. | AVANTGARDE RP PARA TELEGUÍA

Victoria es la despreciable matriarca de la familia Grayson en la serie Revenge , que vive su tercera temporada en el canal Sony. La muy experimentada actriz Madeleine Stowe, de madre costarricense y padre estadounidense, despliega todos sus atributos actorales para darle vida a una dama venenosa y de elegante crueldad.

Todo lo contrario a la dulce, risueña y atenta mujer que conversó con Teleguía a mediados del mes pasado. Con gran orgullo, la hija de la costarricense Mireya Mora Steinvorth, fue entusiasta al destacar sus raíces ticas y recordar con gran cariño los viajes anuales a nuestro país, los que hizo de niña durante las vacaciones del verano boreal.

Si bien su madre no le enseñó a hablar español –su padre se lo prohibió a su esposa– Stowe se ha dado a la tarea de aprender todo lo que ha podido sobre sus antepasados ticos, cuya conexión, según ella misma asegura, llega hasta el mismísimo primer jefe de Estado del país, Juan Mora Fernández (1824-1833).

La hermosa actriz, que no aparenta sus 56 años de edad, conversó sobre lo que vivirá su personaje en los próximos capítulos de Revenge y acerca de sus proyectos personales.

Su personaje está construido de tal manera que un minuto la amamos y al otro la odiamos. ¿Cómo se preparó para este papel?

Es una de esas cosas que se desarrollan muy rápidamente. En la primera temporada conversé extendidamente con el creador de la serie, Mike Kelley, acerca de sus antecedentes. Para mí era esencial que fuera malévola pero también muy amorosa. Por primera vez, en esta temporada, se le da mucho énfasis a la relación de Victoria con su hijo mayor, Patrick, con quien se reencuentra tras muchos años. La audiencia se entera de cómo era la vida de ambos antes de que ella tuviera que entregarlo. Habrá mucho drama pero igual trataré, como siempre, de divertirme con mi personaje (risas), porque aunque es una mujer atormentada, es ingeniosa y capaz de hacer cosas terribles. Eso sí, tiene buenas razones para hacerlas, al igual que su archienemiga Emily (protagonizada por Emily Van Camp).

Según dijo, en esta temporada se revelará la esencia de la maldad de Emily
Según dijo, en esta temporada se revelará la esencia de la maldad de Emily

¿Qué opina sobre el impacto de su personaje en la audiencia y cómo ve el papel de la mujer en el mundo actual?

Siento que tanto Victoria como Emily representan muchas de las facetas de la mujer de hoy. Una es rubia y la otra de cabello oscuro pero ambas son de naturaleza sombría. Considero que en la sociedad actual, tanto mujeres como hombres debemos enfrentarnos a diario con preguntas como quiénes y qué somos, qué percibimos como nuestra realidad y qué hemos hecho para construirla, y tener presente que nuestra realidad puede cambiar poco o muchísimo en un instante.

¿Se ha inspirado en alguna actriz o personaje para interpretar a Victoria Grayson?

En realidad no, nunca he visto a nadie exactamente igual a Victoria y eso me dio la oportunidad de empezar de cero con el personaje. Quizás la asociaría un poco con Maggie, la protagonista de la La gata sobre el tejado de zinc (del dramaturgo Tennessee Williams) o con los primeros trabajos de Barbara Stanwick.

¿Está satisfecha con la decisión de regresar en esta temporada a mucho de lo que sucedió en los capítulos introductorios de serie?

Sin lugar a dudas, me pareció un poco extraña la dirección que decidió tomar Mike Kelley (creador de la serie), y en efecto, esta temporada se asemeja a la primera. Sin embargo, estamos a punto de filmar los capítulos 19, 20 y 21, y en ellos habrá varios giros dramáticos muy importantes.

¿Qué opina sobre el impacto de su personaje en la audiencia y cómo ve el papel de la mujer en el mundo actual?

Siento que tanto Victoria como Emily representan muchas de las facetas de la mujer de hoy. Una es rubia y la otra de cabello oscuro pero ambas son de naturaleza sombría. Considero que en la sociedad actual, tanto mujeres como hombres debemos enfrentarnos a diario con preguntas como: quiénes y qué somos, qué percibimos como nuestra realidad y qué hemos hecho para construirla, y tener presente que nuestra realidad puede cambiar poco o muchísimo en un instante.

Sabemos que su madre es costarricense. ¿Intentó ella preservar las costumbres de su país durante su niñez y adolescencia? ¿Visita Costa Rica?

Cuando era niña íbamos todos los veranos, antes de que el país se hiciera tan turístico. Es muy interesante porque la familia de mi madre ocupa un lugar en la historia de este país, incluso desde el primer jefe de Estado, Juan Mora Fernández, ¿verdad? Mi madre siempre me inculcó un gran interés en la política. Ella estudió en un internado en Boston (Massachusetts, EE. UU.) y allí conoció a mi padre que es estadounidense y que venía de una familia completamente distinta pues era muy pobre. No es que la de mi madre tuviera mucho dinero pero eran personas con una muy buena educación, lo que no era el caso del lado de mi padre. Luego él se enfermó de gravedad y mi madre lo cuidó. Siempre me sentí más conectada con la parte costarricense que con la anglosajona.

¿Aprendió a hablar español?

Mi padre le prohibió a mi madre que nos lo enseñara, él era muy posesivo. Entonces lo que aprendí fue en la escuela pero no lo podíamos hablar en casa. Cuando íbamos a Costa Rica, mi familia de allá era increíble y mi tío se convirtió como en otro papá para nosotros y eso fue genial porque mi padre estaba muy enfermo. Entonces soy parte de una historia familiar muy rica que estoy empezando a descubrir poco a poco (risas) gracias a las explicaciones de mi madre y la verdad me intriga mucho. Creo que genéticamente nací con una predisposición hacia una forma de pensar más liberal y eso viene del lado de mi madre.

¿Cuánto saben realmente los actores acerca de lo que va a suceder y cuánto se mantiene en secreto? Y ¿Cómo manejan ustedes esta situación?

En realidad sabemos muy poco. Por ejemplo, en la cadena televisiva se conversó extendidamente acerca de la posibilidad de que Victoria descubriera toda la verdad sobre Emily a mediados de la presente temporada. Sin embargo, al mismo tiempo se dijo, bueno, pero qué le pasaría al show si la matriarca averigua demasiado pronto. Entonces es un proceso continuo. Lo que sí le puedo decir es que aumentan las sospechas de mi personaje y más adelante comienza a tratar de descubrir la verdadera identidad de Emily, y ese va a ser uno de los principales ejes de la segunda parte de esta temporada. Además, creo que se analizará quién en realidad fue David Clarke (el padre de Emily, cuya muerte la empujó a vengarse de la familia Grayson) pues la audiencia aún no sabe exactamente lo que sucedió, aunque no puedo revelar mucho pues la producción aún no ha tomado varias decisiones. Por otro lado, Victoria caerá en las garras de un romance al final de la temporada que tendrá repercusiones inmensas y le dará un importante giro a la historia.

¿El romance de Victoria es con Pascal LeMarchal, interpretado por Olivier Martínez?

Sí. De hecho, en estos momentos estoy trabajando con Olivier, de origen francés, que es maravilloso e inteligente y cuyo personaje tendrá un fuerte impacto en Venganza. Él es el padre de Margaux DeMarchal y la tuvo cuando apenas tenía 19 años. Nuestros personajes se conocían en esa época, tuvieron un amorío y él le hizo mucho daño a Victoria. Ahora él ha regresado para reconquistarla y el público se entera de que nunca dejó de amarla. Ellos deberán lidiar con sus sentimientos y con los pecados que han cometido. Victoria logra conectarse con él en todo sentido, incluyendo en lo romántico y eso hace que se cuestione muchas cosas, incluyendo hacia dónde irá en términos de su persecución de Emily. No puedo contarle más, excepto que se destapa una guerra frontal.

Actualmente estamos viendo a muchos grandes actores de cine en la televisión. ¿Por qué cree que se ha dado este cambio que se aleja de los patrones televisivos tradicionales?

Será muy interesante ver cómo las cadenas televisivas lidian con esto y varían sus modelos, pues ahora la gente muchas veces no ve los programas en vivo, sino que los baja posteriormente de la Internet. Revenge es muy exitosa en descargas de la red. Está pasando con muchos shows y de hecho uno de los mejores que he visto es True Detective con los actores de cine Matthew McConaughey (recién galardonado con un premio Óscar) y Woody Harrelson, en HBO. Creo que este programa marcará un cambio en cuanto a lo que sucederá de ahora en adelante. Me parece que esta nueva dirección abre las puertas hacia una mayor creatividad e historias más fuertes.

Uno de sus ancestros es José Joaquín Mora Porras, hermano menor de Juan Mora Porras, que gobernó Costa Rica de 1849 a 1859.

Durante la última década ha trabajado prácticamente solo en la pantalla chica. ¿Esto se debe a alguna razón en particular?

Responde a varios factores. En parte he trabajado muy poco porque he estado dedicada a montar una película que escribí junto con mi esposo (el actor Brian Benben) y que planeo dirigir. Ya cuenta con financiamiento y por mucho tiempo tuvimos para el protagónico a Hugh Jackman, pero nuestros horarios simplemente no han coincidido, por lo que desgraciadamente tendré que reemplazarlo. Además, cuando nació mi hija May (en 1996) decidí bajar el ritmo hasta que ella estuviera mayor. De hecho, acepté el papel en Venganza cuando May cumplió 15 o 16 años.

¿Cree que Victoria tenga un lado bueno?

Sí, creo que tiene un lado maravilloso. Rara vez lo muestran pero lo verán en su relación con su hijo Patrick y esto confundirá al público por estar acostumbrado a ver a un ser humano horrible, pero ella realmente lo ama y haría cualquier cosa por él, del mismo modo que él haría lo que fuera por ella. Además, creo que tiene un excelente sentido del humor y que probablemente es una amiga muy leal hasta que alguien la hiere (risas). Me parece que es algo que se debe explorar más y siempre se lo recuerdo a los escritores (de la serie).

¿Por qué cree que los fans del programa apoyan a Victoria a pesar de sus actos malvados?

No sé, y de hecho, desconozco durante cuánto tiempo más la apoyarán. Depende de los escritores elegidos y de mi capacidad para encarnarla de una manera astuta. Bien podrían darle la espalda y quererla fuera del show. Por otra parte, creo que todos tenemos ese tipo de impulsos –pero que la mayoría logramos controlar– de querer saldar cuentas o hacerle daño a alguien más. Victoria siempre actúa de forma impulsiva y creo que en cierta medida nos identificamos con ella.

¿Cómo definiría la palabra venganza?

Tengo una forma de verlo dentro del marco del programa y sobre eso converso mucho con los escritores. Es un impulso muy oscuro. Pero también tiene otras aristas, como la búsqueda de la justicia, por ejemplo, que es una forma más noble, si se quiere, de venganza. Se podría discutir si lo que Emily busca es justicia y creo que Victoria busca lo mismo, pero quizás cada una a su manera.

¿Cómo definiría la palabra venganza?

Tengo una forma de verlo dentro del marco del programa y sobre eso converso mucho con los escritores. Es un impulso muy oscuro. Pero también tiene otras aristas, como la búsqueda de la justicia, por ejemplo, que es una forma más noble, si se quiere, de venganza. Se podría discutir si lo que Emily busca es justicia y creo que Victoria busca lo mismo, pero quizás cada una a su manera.

Si usted pudiera escoger, ¿cómo le gustaría que terminara la serie?

(Risas). Es que me da miedo decirle mi fantasía porque es capaz que así es como deciden que finalice. Creo que es muy posible que Emily no logre vengar a su padre.