La chica de 19 años recibió amenazas de muerte tanto del clan de su padre como de su exnovio, según reportó el diario turco Hürriyet

 19 mayo, 2015
Mutlu Kaya sigue en estado crítico en un hospital de Diyarbakir, la mayor ciudad kurda de Turquía.
Mutlu Kaya sigue en estado crítico en un hospital de Diyarbakir, la mayor ciudad kurda de Turquía.

Una joven de 19 años seleccionada para participar en un popular concurso televisivo de la canción en Turquía está crítica tras recibir un disparo en la cabeza, supuestamente por sus aspiraciones musicales, informó hoy el diario turco Hürriyet.

Mutlu Kaya fue tiroteada en la ciudad de Diyarbakir, en el sureste de Turquía, y según la prensa turca hacía recibido amenazas de muerte por aparecer en el concurso para nuevos talentos de la canción.

El espacio televisivo se llama Sesin çok güzel (Suena muy bien), un espacio de talentos musicales del canal Fox de aquel país.

Un sospechoso fue detenido ayer y otros tres, entre ellos el exnovio de la joven, fueron arrestados hoy y trasladados entre grandes medidas de seguridad a las instalaciones policiales.

La joven había sido seleccionada el 17 de abril para el concurso en marzo pasado y recibió el respaldo de una famosa intérprete del pop turco, Sibel Can, quien prometió ayudarla en su carrera musical.

En la madrugada de este lunes, una persona no identificada entró en el jardín de la vivienda de Kaya y disparó a la joven mientras ensayaba en su habitación, detalla el citado periódico.

Según el diario Posta, Kaya había asegurado en abril que recibía amenazas de muerte por parte de familiares de su padre, que no consideraban correcto que la joven se dedicase a la música.

En las zonas del sureste de Turquía son especialmente frecuentes los llamados "crímenes de honor", es decir, asesinatos de mujeres jóvenes cometidos por los propios familiares -hermanos, padres, tíos o incluso la madre- para evitar que una conducta que consideran "indecente" y que deja a la familia en mal lugar frente a los vecinos.

Entre un 15 y un 20 por ciento de los asesinatos de mujeres con motivos patriarcales en Turquía los cometen los propios familiares, mientras que un 66 por ciento es obra de maridos, exmaridos, novios, exnovios o pretendientes, según recuentos de la revista Bianet.

Cada año mueren más entre 200 y 250 mujeres en Turquía en crímenes machistas, y en los primeros cuatro meses del año en curso la cifra de víctimas ya llega a 94, según la citada revista.