Cine italiano, violento y simple llenará la programación de Julio en TCM, para demostrar porque el trabajo de este director es imprescindible

Por: Priscilla Gómez 18 julio, 2015

Martin Scorsese creció en un hogar invadido por la herencia siciliana, católica y asmática. Esta enfermedad lo aisló desde pequeño y lo incapacito –informalmente– en su cuarto, adonde disfrutaba ver películas sobre vaqueros.

En 1960, entró a la Escuela de Cine de la Universidad de Nueva York y, cuatro años después, obtuvo su maestría.

La influencia de la mafia siciliana y el peso que la religión ejerció sobre él, se fusionaron en un referente constante en su obra.

TCM preparó una semana dedicada al director, guionista y productor, reconocido por una estética compulsiva, intensa y visceral. Del lunes 20, al domingo 26 de julio, el canal va a trasmitir a las 8 p. m. una de sus cintas para celebrar el legado.

Comenzando el lunes 20 con La edad de la inocencia ( The Age of Innocence ) de 1993, una historia que se desarrolla en la década de 1870 y en la que se retrata la vida de personajes relacionados por parentesco adentro de un ambiente aristocrático.

El martes 21 se transmitirá Calles peligrosas ( Mean Streets ), de 1973, y escrita y dirigida por Scorsese. Vidas al límite ( Bringing Out The Dead ) está programada para el miércoles 22 y le sigue el jueves, Taxi Driver , una cinta de culto protagonizada por Robert De Niro.

Para finalizar la semana, Los infiltrados ( The Departed ), la cinta del viernes 24, se define por su género de suspenso policíaco.

El fin de semana se despide con El aviador , el sábado 25, filme que retrata la vida de Howard Hughes, pionero de la aviación, y el ciclo de cine finaliza el domingo 26 con Buenos muchachos ( Goodfellas ), un drama criminal semificticio de 1990.

Etiquetado como: