El periodista asegura que las redes sociales fueron una buena forma para medir la reacción de los televidentes

Por: Jessica Rojas Ch. 1 mayo, 2014
Edgar Silva comentó que diariamente se sienta bajo la sombra del árbol de mango de la casa de Buen Día a preparar las entrevistas. | JORGE NAVARRO
Edgar Silva comentó que diariamente se sienta bajo la sombra del árbol de mango de la casa de Buen Día a preparar las entrevistas. | JORGE NAVARRO

La primera edición del programa Las paredes oyen , del periodista Édgar Silva, dejó muchos comentarios (a favor y en contra) sobre el nuevo proyecto de Teletica.

El martes por la noche, el estreno estuvo a cargo del comunicador quien entrevistó al exsacerdote Minor de Jesús Calvo, quien durante una hora habló sobre sus vivencias en la cárcel, Radio María de Guadalupe, las acusaciones en su contra por supuesto homicidio y la condena por estafa.

De acuerdo con Silva , la prueba de fuego –que él considera como la primera impresión de su producción– dejó un saldo favorable para el espacio y muchos comentarios positivos sobre su trabajo.

El liberiano vio el programa en su casa en compañía de su esposa y dos parejas de amigos.

“Me divertí viéndolo ya en televisión y en casa. Me enfoqué más en la reacción de mis amigos, en lo que ellos hacían cuando él (Calvo) hablaba; también estuve pendiente de las redes sociales sobre todo en el Twitter pasé viendo la reacciones”, contó el periodista sobre su debut en el nuevo proyecto.

¿Qué resultado le deja el primer programa?

Ahora estoy mucho más seguro de que tenemos una opción televisiva con un género periodístico como la entrevista para un horario premium que puede ser bien aceptada. Eso debería alegrar en televisión, porque lo fuerte son los programa s de reportajes y noticieros; las entrevistas no tienen la oportunidad de estar al aire en una hora competitiva, y con la aceptación que tuvimos nos dan la oportunidad de tener algo diferente.

Antes dijo que estaba nervioso y que no dormía bien en los días previos al estreno. ¿El martes pudo dormir tranquilo?

Dormí tranquilo, no te voy a decir que dormí todo parejo pero fue mejor que en los días anteriores. Sentí que ya se me quitó un poco del peso de encima.

En redes sociales hubo comentarios de todo tipo. ¿Cuáles de ellos recoge para sí?

Leyendo Twitter, los detractores señalan lo esperable, pero vieras que creo que los comentarios en contra son objetivos. Creo que la gran mayoría de las personas entendieron el concepto: es un programa para darle la oportunidad a alguien de hablar. Me hizo mucha gracia, por ejemplo, que alguien dijera: “Es que Édgar no participó más, no preguntó más”, y otro televidente salió en mi defensa explicando lo que para mí era el centro del programa: dejar que el invitado se explicara.

¿Fue acertada la elección de Minor de Jesús Calvo para el primer programa?

La gran mayoría de la gente comenta el programa y la reacción de la gente ante el desempeño del invitado se hizo sentir. Con los comentarios se hace una evaluación cualitativa; “por fin habló”, “yo no lo quería oir”, “yo le creo o no”. Hay muchas formas de hacer una medición general, el resultado es que tenemos una opción para las noches y tuvo un muy buen desempeño.

¿Cuando Calvo habló de Parmenio Medina y José Rafael Quirós no debió repreguntar sobre los temas que se mencionaron?

Creo que en esta dinámica todo el mundo va a tener su propio cuestionario. Yo le hice las preguntas pertinentes, y el no haber hecho una pregunta no la convierte en una mala entrevista. Por razones de tiempo la entrevista se editó y quedaron cosas en el aire, como en muchas entrevistas. Ahora, la gente me puede decir todo lo que yo tenía que repreguntar. Hubo partes que por edición se sacan, uno dirige una entrevista y la hace caminar para hablar de todo lo que hay que hablar en el tiempo que se puede.

¿Cuál criterio usó para la edición de esta entrevista?

“¿Qué es lo que más puede interesarle a la gente?”, eso fue lo que pensé. El espacio siempre será limitado, de ahí la decisión de qué saco y qué no saco; uno ve todo, si esto está interesante o aquello no. En la página web de Teletica está el espacio para lo que no se pudo ver en televisión, tenemos una especie de bonus track para el televidente.

Etiquetado como: