La planeación de la gala les tomó tres semanas. Se calcula que en escenografía invirtieron aproximadamente ¢2.000.000

Por: Fernanda Matarrita Chaves 23 octubre

La fantasía transmitida la noche del domingo 22 de octubre en la sétima gala de Dancing with the Stars no fue cuestión de magia.

Las impresionantes presentaciones, en las que cada participante escogió una película para representar con sus bailes, implicaron considerable trabajo por parte del equipo de producción. Animaciones digitales y body painting para las estrellas y sus extras fueron parte del Especial de animados.

Vivian Peraza, productora del concurso de ballroom, Dancing with the Stars, explicó muchos de los procesos que se vieron en pantalla.

Las bailarina de rojo simularon los pétalos de una rosa de la cual salieron 'La Bella y la Bestia'.
Las bailarina de rojo simularon los pétalos de una rosa de la cual salieron 'La Bella y la Bestia'.

"Para este especial íbamos adelantados tres semanas. El lunes (16 de octubre) se hizo un montaje de coreografía y modificaciones y el martes vimos con realizadores e iluminotécnicos la idea de incluir muñequitos animados que aparecieron en la pista o en la mesa de los jueces (cerditos de Sing)", explicó Peraza.

Las animaciones. Cuando Fitz Haney y su compañera, Lucía Jiménez, bailaron Shake It Off a ritmo de jive, los televidentes pudieron observar a dos de los cerditos de la película Sing haciendo la misma coreografía. ¿Cómo se logró?

Las animaciones que acompañaron la coreografía de Fitz Haney y Lucía Jiménez fueron hechas por un animador digital que usó la técnica de rotoscopía.
Las animaciones que acompañaron la coreografía de Fitz Haney y Lucía Jiménez fueron hechas por un animador digital que usó la técnica de rotoscopía.

Peraza contó que en el equipo de trabajo cuentan con Evelio Jiménez, un animador digital.

"El trabajo tardó varios días. Los animados son una extracción de la película: la técnica usada es la rotoscopía (calcar o redibujar el animado)", detalló la productora.

Los extras. Para este especial, la producción contrató más de 20 extras que acompañaron a las estrellas en sus presentaciones. En las coreografías de Alicia en el País de las Maravillas y Hércules, los extras participaron como cartas y estatuas, respectivamente.

La presentación de Johanna Ortíz estuvo llena de brillo. Los destellantes hongos presentes en su escenografía se trabajaron de cero, el gran árbol que los acompañó se reutilizó, antes había estado en la presentación de 'Sherk' en la tercer temporada de 'Tu cara me suena', para modificarlo utilizaron muchos kilos de escarcha.
La presentación de Johanna Ortíz estuvo llena de brillo. Los destellantes hongos presentes en su escenografía se trabajaron de cero, el gran árbol que los acompañó se reutilizó, antes había estado en la presentación de 'Sherk' en la tercer temporada de 'Tu cara me suena', para modificarlo utilizaron muchos kilos de escarcha.

La caracterización. El maquillaje fue fundamental en casi todas las puestas en escena. En el caso de Hércules, interpretado por Daniel Carvajal, fue necesario broncearlo y marcar su abdomen con maquillaje; en el caso de Trolls, película elegida por Johanna Ortíz, el cabello de la modelo fue pintado, usó pestañas rosadas y una cantidad inimaginable de escarcha.

La producción contrató a un profesional en body painting para pintar al conejo de Alicia, a las estatuas de Hércules y algunos de los trolls.

Víctor Carvajal se maquilló solo para su interpretación como Sombrero loco.
Víctor Carvajal se maquilló solo para su interpretación como Sombrero loco.

La escenografía. Vivian Peraza detalló que en escenografía se invirtieron cerca de ¢2   millones   . Además contó que el programa costó ¢5 millones más de lo que cuesta un programa normal (no se especificó cuánto cuesta hacer un programa habitualmente).

Sophia y Michael emularon la película 'Enredados'. La producción logró que la pareje navegara en el escenario a bordo de un bote de madera.
Sophia y Michael emularon la película 'Enredados'. La producción logró que la pareje navegara en el escenario a bordo de un bote de madera.

La mesa y el bote. Dos de los grandes objetos que más llamaron la atención fueron el bote en el que navegaron Rapunzel (Sophia Rodríguez) y su príncipe (Michael Rubí) y la mesa en la que bailaron Alicia (Diana de la O) y el Sombrerero Loco.

Peraza contó que el bote fue elaborado en madera por los encargados de escenografía. La mesa fue compuesta por tres mesas pequeñas que en las patas tenían hule para que durante el baile no se moviera, los manteles fueron pegados con cemento para mayor seguridad de los bailarines. Toda la vajilla que el fogoso Sombrerero botó consistió en juegos de trastes plásticos de juguete.

Víctor Carvajal brincó y bailó sobre la mesa en la que el Conejo y la Reina de corazones (extras) tomaban el té.
Víctor Carvajal brincó y bailó sobre la mesa en la que el Conejo y la Reina de corazones (extras) tomaban el té.

"La idea es que nadie (en el equipo de producción) se sienta en zona de confort, queremos que cada vez que el televidente ve un especial o un programa se sorprenda”, explicó Peraza.

Etiquetado como: