Hacen más cambios Incorporan nuevos programas y remodelaron la cabina

Por: Katherine Chaves R. 19 octubre, 2014

La música y los locutores que se escuchaban en la radio 97.9 FM cambiaron de frecuencia: desde el 5 de setiembre, la programación de esa emisora pasó a 95.9 FM.

El cambio obedece a que uno de los socios de la Cadena Radial Costarricense –y quien fue dueño de la frecuencia 97.9– prefirió no continuar con la empresa, así lo confirmó Andrés Quintana, codueño y presidente de la compañía.

“Hicimos una metamorfosis. El socio (se reservó el nombre) nos comunicó que quería dejar la compañía, por lo cual pasamos la programación de una a otra. Escogimos esta frecuencia por su similitud en los dígitos. Y esto ayudó también a darle un poco de oxigenación a la radio y a la cadena”, explicó Quintana.

Aunque la idea es mantener la esencia de lo que fue 97.9 desde que salió al aire (1997), Quintana comentó que hicieron unos cambios leves en la programación.

“Aprovechamos la situación para depurar el repertorio que teníamos, reincorporar a varios de nuestros locutores, como Elena Borbón, y meter unos cuantos programas nuevos”, aseguró.

Entre las novedades están los espacios Dance y Punto Surf , que se estrenó hace unas tres semanas.

La locutora | ELENA BORBÓN HACE EL PROGRAMA BACK TO BASICS EN 95.9 FM. FOTO: JORGE ARCE.
La locutora | ELENA BORBÓN HACE EL PROGRAMA BACK TO BASICS EN 95.9 FM. FOTO: JORGE ARCE.

Dance será una especie de fiesta en la radio los fines de semana; estará a cargo de los DJ Tokuma e Ivo. Este sería para finales de este mes. Punto Surf son reportes de mareas y detalles para los surfistas; cápsulas de tres minutos que se transmiten todos los días. Para el otro año, pondremos un programa con Ricardo Machado, de Cocofunka”, explicó Héctor Vega, director de programación de 95.9 FM.

Y agregó: “También reforzaremos los programas que siguen con nosotros, como Back to Basics, Solarium y Frecuencia urbana ”.

Eso sí, como es una nueva etapa, apostaron por remozar las cabinas de radio: las ampliaron, les colocaron ladrillos en las paredes y les dejaron un espacio para que músicos puedan ir a tocar en vivo.

“Queremos tener un acercamiento con la música nacional; por eso, abrimos el espacio para hacer pequeños conciertos acústicos”, detalló Vega.

¿Qué era? La frecuencia 95.9 FM ha pasado por momentos difíciles desde que salió al aire.

En el 2011 era una radio que le apostó a la música clásica; sin embargo, sus pocos patrocinadores obligaron a cerrarla.

“La emisora tiene los días contados. Debe quedar claro que no estamos cerrándola, sino que estamos cambiándola a un formato más comercial”, aseguró Quintana en aquel momento.

Así fue: se convirtió en una emisora de música romántica hasta setiembre, mes que comenzó a vivir el momento más popular en su historia en el dial costarricense.