Sonoros aplausos El público ovacionó con generosidad las proezas vocales de los cantantes, así como la participación del Coro Sinfónico

Por: Fernando Chaves Espinach 2 agosto, 2014
La Orquesta Sinfónica Nacional y el Coro Sinfónico Nacional participan en Nabucco . Es la primera vez que se presenta en el país. | RAFAEL PACHECO.
La Orquesta Sinfónica Nacional y el Coro Sinfónico Nacional participan en Nabucco . Es la primera vez que se presenta en el país. | RAFAEL PACHECO.

La belleza de la ópera Nabucco reside, en parte, en la altísima exigencia que impone a los cantantes. Al concluir la primera función de la nueva temporada de ópera, el público del Teatro Nacional supo reconocerlo, y aplaudió de pie a los satisfechos protagonistas del drama.

Arriba: La Orquesta Sinfónica Nacional y el Coro Sinfónico Nacional participan en Nabucco . Es la primera vez que se presenta en el país. Abajo a la izquierda: El célebre coro Va, pensiero, sull’alli dorate fue aplaudido cálidamente. Derecha: La soprano Elizabeth Blancke-Biggs como Abigaille. RAFAEL PACHECO.
Arriba: La Orquesta Sinfónica Nacional y el Coro Sinfónico Nacional participan en Nabucco . Es la primera vez que se presenta en el país. Abajo a la izquierda: El célebre coro Va, pensiero, sull’alli dorate fue aplaudido cálidamente. Derecha: La soprano Elizabeth Blancke-Biggs como Abigaille. RAFAEL PACHECO.

Este jueves fue la primera presentación de la obra de Giuseppe Verdi, de la cual se ofrecerán cinco funciones más. Con el teatro repleto, la Compañía Lírica Nacional presentó una producción que reúne a más de 130 músicos en escena.

En presencia del presidente Luis Guillermo Solís, la primera dama, Mercedes Peñas, la ministra de Cultura, Elizabeth Fonseca, y representantes de cuerpos diplomáticos, el director italiano Elio Orciuolo se presentó al público conduciendo el Himno nacional .

Tras ello, Nabucco floreció en escena con el esplendor lírico de Verdi: es una obra que demanda frecuentes acrobacias técnicas de las voces de sus protagonistas.

Protagonizaron esta primera función el mexicano Carlos Almaguer (Nabucco), la estadounidense Elizabeth Blancke-Biggs (Abigaille) y el italiano Carlo Colombara (Zaccaria), con los costarricenses Glenda Juárez, David Astorga, Andrés Gómez, Sofía Corrales y Ono Mora.

La escenografía aprovecha referencias a las culturas asiria e israelita para ambientar esta historia de poder, pasión y conversión religiosa. La iluminación, los efectos de humo y el mismo vestuario transmiten la compleja trama que se urde alrededor del trono de Nabucco.

Arias como Dio di Giuda (Nabucco) y Salgo già del trono aurato (Abigaille) fueron las más celebradas con bravos y fuertes aplausos.

La soprano Elizabeth Blancke-Biggs como Abigaille. | RAFAEL PACHECO.
La soprano Elizabeth Blancke-Biggs como Abigaille. | RAFAEL PACHECO.

Reconocido. En esta ópera, el papel predominante corresponde al coro, y el público saludó vigorosamente al Coro Sinfónico Nacional – en especial, por su delicada versión de Va, pensiero –.

Al final de la presentación, el público se puso en pie para felicitar a los tres invitados internacionales.

¿Cómo recibió el público la ópera? “El decorado, los vestidos... Los cantantes son magníficos, tienen muy bonitas voces”, comentó Cecilia Rodríguez al salir de la función.

“Disfruté muchísimo. Me parece que fue, de principio a fin, espectacular”, comentó otro asistente Juan Durán. “La puesta en escena, el vestuario y la escenografía fueron espectaculares”, secundó Eugenia Gómez.

Próximas funciones Estas son las fechas que restan de la presentación de Nabucco : viernes 1.° de agosto, a las 7:30 p. m.; domingo 3 de agosto, a las 5 p. m.; martes 5 de agosto, a las 7:30 p. m.; jueves 7 de agosto, a las 7:30 p. m.; viernes 8 de agosto, a las 7:30 p. m. y domingo 10 de agosto, a las 5 p. m. Las entradas valen: ¢2.000, en la galería lateral; ¢6.000, en la galería central; ¢8.000, en la galería en primera fila; ¢17.000, en el palco; ¢24.000, en la luneta y ¢30.000, en la butaca.