Invitado especial En la cuarta edición del Drum Fest participará John Riley, destacado baterista y ganador de varios premios Grammy

Por: Melvin Molina 5 marzo, 2014

El Drum Fest , la fiesta donde el tambor es el rey, vuelve por cuarto año para percusionistas y amantes de la música. Este 2014 destacada la visita de John Riley , baterista, académico y tres veces ganador de un premio Grammy.

La parte más orientada a los bateristas comenzó el sábado, con un par de seminarios dictados por el baterista chileno Camilo Torres y el percusionista puertorriqueño José Rosa.

Pero, sin duda, la oferta más tentadora del encuentro será el fin de semana. El sábado, a las 9 p. m., será el concierto de gala con la agrupación costarricense de jazz Swing en 4 y como invitados especiales los percusionistas Isaac Morera y José Rosa; este último cuenta con una trayectoria de varios años y con la experiencia de tocar al lado de figuras destacadas del jazz latino como Tito Puente.

El concierto está pactado para las 9 p. m.; la entrada tiene un valor de ¢6.000. Carlos Sanders, baterista y creador del festival, dijo que será una noche para escuchar una amplia selección de jazz latino.

Entusiastas. Josué Castro fue parte del primer ensamble de 50 bateristas, que debutó en el 2013. Adriana Araya/archivo
Entusiastas. Josué Castro fue parte del primer ensamble de 50 bateristas, que debutó en el 2013. Adriana Araya/archivo

Domingo rítmico. Nuevamente, el anfiteatro del Centro Nacional de la Cultura (Cenac), del ministerio de Cultura, será el punto de encuentro.

Los primeros en presentarse serán los del grupo de funk Transfusión. De seguido se presentarán en José Rosa y Camilo Torres.

Otro de los invitados especiales es el baterista de Yamaha Carlos Guevara mejor conocido como Pasión , de Venezuela.

El joven de 27 años es un ejemplo de superación, él no se dejó vencer por la artrogriposis múltiple congénita y se convirtió en un percusionista profesional.

Y uno de los mayores atractivos será el ensamble de 50 bateristas.

Sanders recordó que el año pasado, cuando lo presentaron por vez primera, los expositores internacionales se sorprendieron de ver el trabajo de coordinación de un grupo tan heterogéneo de bateristas en el escenario.