Por: Manuel Herrera 12 febrero
Adele se mostró acongojada tras paralizar su presentación en los Grammy 2017.
Adele se mostró acongojada tras paralizar su presentación en los Grammy 2017.

Adele sufrió de nuevo un traspié durante su presentación en los premios Grammy 2017 de este domingo.

Luego de inaugurar la gala con una sublime interpretación de su éxito Hello, la británica subió al escenario de nuevo para brindarle un tributo póstumo a George Michael, el cual detuvo abruptamente.

"Lo siento por cagarla, lo siento por maldecir y lo siento por empezar de nuevo. Discúlpenme", dijo la artista con evidente pena y congoja en su rostro.

De inmediato, todos los asistentes a la premiación en el Staples Center de Los Ángeles se pusieron de pie y aplaudieron a la intérprete, quien reinició su interpretación de Fast Love.

No es la primera vez que Adele se equivoca en una presentación en vivo en esos galardones. El año pasado, durante su interpretación de All I Ask la cantante desafinó, se quedó sin audio en ocasiones y un extraño ruido de fondo opacó su show.

En una publicación en Twitter de aquel momento, la estrella explicó que los micrófonos del piano de cola que la acompañaba habían caído sobre las cuerdas, generando la disonancia.

Pero lo de Adele no fue el único error que vivieron los artistas anoche en el escenario. Durante el espectáculo que Lady Gaga y Metallica ofrecieron en conjunto, el músico de la banda de rock James Hetfield sufrió con su micrófono que se quedó sin audio por varios minutos.

Hetfield debió acercarse a Gaga, quien compartió el micrófono en gran parte del explosivo show. Al finalizar el espectáculo Hetfield pateó el micrófono, que no alcanzó a eclipsar el caluroso espectáculo.