La joven considera que su personaje se agotó muy pronto, pero al mismo tiempo afirma que sigue siendo víctima de “hostigamiento”

Por: Gloriana Corrales 17 agosto, 2016
Más allá de La Tocola. Rivera es la guionista detrás de la telenovela tica La maría y ahora está comenzando a escribir una serie web sobre alienígenas. Jorge Navarro
Más allá de La Tocola. Rivera es la guionista detrás de la telenovela tica La maría y ahora está comenzando a escribir una serie web sobre alienígenas. Jorge Navarro

El nombre de Raquel Rivera Rivers –quien firma como Raquel R. Rivers– se tornó de dominio público cuando en las redes sociales explotó un video que causó opiniones divididas: La Tocola defendía, sin pelos en la lengua, el consumo de marihuana.

Era el tema del momento y todos querían saber qué había detrás de Kimberly Bermúdez, el supuesto nombre real de La Tocola. Empero, aquel no era más que otro de los personajes de Rivera, una estudiante de Cine de la Universidad Veritas.

Un día de tantos, asegura, se despertó con una idea dándole vueltas en la cabeza. Entonces llamó a algunos amigos y les dijo: “Quiero grabar videos de una mae que fuma marihuana y ya. De eso se trata, no hay ciencia, no hay más”.

“Y lo hicimos en dos semanas y ya a la tercera semana era un desastre”, recuerda.

Han pasado cinco meses desde que el teléfono de Rivera comenzó a timbrar con inesperadas solicitudes de entrevista de casi toda la gama de medios de comunicación del país, y desde que su página de Facebook sumó likes con una velocidad exponencial.

"Ya la gente me ve y va a ver a la Tocola, eso lo tengo claro. La gente se sorprende mucho cuando ve que uno anda bonito", Raquel R. Rivers.

¿Quién lo diría? Ese fue, para Rivera, el problema.

“La Tocola tuvo un pegue muy rápido. No se esperaba que fuera así”, afirma. “Llega un punto en el que lo das todo y te agotás. Creí que iba a ser más de esforzarse por que la gente la conociera”.

“Ahorita estoy con La Tocola y con proyectos nuevos, pero de La Tocola ya estoy harta”, revela, aunque luego intenta bajarle el tono a esa última confesión.

Lo cierto es que la viralización de su personaje no solo trajo fama a esta joven de 25 años, sino también algunas consecuencias previsibles.

“En la página, todavía hay mucho hostigamiento, pero en la calle la gente te ve y ya no te dice nada. Pero sigue dándose, claro. La gente es rencorosa”, asegura.

Rivera sabe que por ahora la mayoría de las personas la relacionan con su personaje de La Tocola; sin embargo, no deja de causarle asombro que algunas personas se sorprendan cuando sale de su casa arreglada.

“La gente me ve a veces y no entiende por qué uso tenedor para comer. La gente no logra asimilar que soy madre de familia y, de pronto, hasta ama de casa tradicional, como cualquier otra, nada más que con un trabajo diferente”, dice al teléfono, mientras se ocupa de su pequeña hija, quien demanda su atención en el hogar.

Otros horizontes. Aunque en meses recientes La Tocola, Kimberly Bermúdez y Raquel Rivera casi desaparecieron del ojo público, el personaje sigue activo en redes sociales.

Rivera no solo alimenta su página de Facebook con cuanta imagen y enlace encuentra acerca de la marihuana, sino que también publica cortometrajes de ficción de producción propia.

No obstante, el abanico de proyectos de Rivera va mucho más allá del de aquella muchacha que fuma marihuana y que se enfrenta a la opinión pública.

Este sábado, por ejemplo, se estrenó en Teletica la telenovela nacional La maría , cuyo guion salió de la misma mente que dio vida a Kimberly Bermúdez.

Pese a que espera que el melodrama ayude a que la opinión pública la disocie de La Tocola, va un paso adelante y explica que esa tampoco es ella.

“Es que ahora soy otra persona. Me representa muy bien en lo que fui yo en ese momento”, explica Rivera, quien afrontaba una crisis sentimental cuando redactó el guion.

Sus proyectos, sin embargo, tienen un matiz más oscuro. Uno de ellos está apenas en su fase inicial, pero ya tiene el camino bien delimitado.

Se trata de una serie web, del género thriller , que relata la historia de unos gemelos cuya madre es constantemente abducida por extraterrestres. Aunque están acostumbrados a estos hechos sobrenaturales, llega un momento en que comienzan a tener ciertas complicaciones en sus vidas cotidianas.

“Estoy muy loca yo con los aliens . Tengo una pequeña obsesión”, comenta Rivera.

Al mismo tiempo, la trama involucra problemas mentales y leyendas costarricenses como La llorona y La segua.

“Mi idea es hacerlo un poco rural, pero es una historia un poco diferente a la que se maneja con el campesino”, explica.

Rivera planea lanzar el episodio piloto de esa serie de 11 capítulos en enero del próximo año y luego buscar el dinero para concluir la producción a través de crowdfunding .

Después de todo, las diversas reacciones que provocó la Tocola también tienen su lado positivo más allá del debate sobre la legalización de la marihuana: ahora todos saben quién es Raquel Rivera Rivers.

“Yo creo que, para alguna gente, estoy encajonada, pero en lo que yo ando buscando, me ayudó a que la gente me conociera y supiera que hay más gente haciendo cosas, que hay otras empresas haciendo producto audiovisual alternativo”, dice con profundo orgullo.