Actriz recibió premio en gala de Human Rights Campaign con un emotivo discurso sobre su labor pública como celebridad

 12 febrero
Meryl Streep ha sido contundente en su opinión negativa durante el primer mes de gestión de Donald Trump.
Meryl Streep ha sido contundente en su opinión negativa durante el primer mes de gestión de Donald Trump.

Nueva York

En un discurso emotivo, que por momentos llegó a las lágrimas, la actriz Meryl Streep renovó sus críticas duras contra Donald Trump. Desafiante y con sentido del humor, habló de cómo se ha vuelto blanco de ataques desde que ella fustigó por primera vez al mandatario estadounidense durante su discurso de los Globos de Oro, en enero.

Hablando ante una audiencia emocionada durante una gala de recaudación de fondos para la organización Human Rights Campaign (Campaña por los Derechos Humanos, un grupo nacional LGBT) , Streep se refirió al tuit de Trump después del discurso de ella en los Globos de Oro, en el cual él calificó a la célebre actriz de "sobrevalorada".

"Sí, soy la más sobrevalorada, la más condecorada, y actualmente soy la más vilipendiada de mi generación", dijo entre risas.

Streep recalcó que desearía simplemente quedarse en casa "lavando platos" en lugar de subir a un podio para hablar, pero que "el peso de todos estos honores" que ha recibido en su carrera la han obligado a hablar.

"Es aterrador tener la señal de 'blanco' en la frente", dijo. "Te hace susceptible a todo tipo de ataques, de camisas pardas, de bots o peor, y la única manera de hacerlo es si sientes que tienes que hacerlo. ¡Pues tenemos que hacerlo! No hay otra opción".

El término "camisas pardas" fue utilizado por primera vez para describir una milicia nazi precursora al auge de ese régimen.

Streep no dio más detalles sobre el tipo de ataques que ha sufrido desde su discurso en los Globos de Oro o quién los habría hecho. The Associated Press se acercó a su publicista para obtener más detalles.

Streep acudió a recibir el premio del grupo llamado Aliado Nacional por la Igualdad y fue la mayor atracción de la noche.

Cuando fue presentada por el cineasta Ken Burns, ella subió al escenario en medio de una ovación atronadora. Hizo una defensa divertida de sus comentarios durante el discurso de los Globos de Oro, de que el fútbol y las artes marciales no eran artes y que atrajeron algunas críticas.

La actriz aclaró que de hecho le gusta el fútbol. Después, la actriz elogió a la organización por defender los derechos de la comunidad LGBT y habló de dos profesores —uno transgénero y uno gay— que influyeron positivamente durante su infancia en un suburbio de Nueva Jersey.

En referencia a Trump, dijo: "Pero si sobrevivimos este momento precario —si su instinto catastrófico de represalia no nos lleva al invierno nuclear— tendremos mucho que agradecerle a este presidente, porque nos habrá recordado sobre cuán frágil es la libertad".

Streep, de 67 años, recibió una nueva nominación para un premio Oscar en enero, con lo que alcanzó un récord de 20 nominaciones.

Etiquetado como: