Cantantes, actores, directores de cine y otras figuras de la farándula escribieron mensajes contra el odio de los neo nazis que marcharon con antorchas en Charlottesville

Por: Natalia Díaz Zeledón 13 agosto
Un homenaje informal se erigió sobre el lugar donde una mujer fue atropellada por manifestantes de extrema derecha, en Charlottesville.
Un homenaje informal se erigió sobre el lugar donde una mujer fue atropellada por manifestantes de extrema derecha, en Charlottesville.

Durante el viernes, grupos de protesta de extrema derecha tomaron las calles de Charlottesville en el estado de Virginia, en Estados Unidos. Varios medios de comunicación han mostrado videos de la violencia: multitudes armadas y un carro que atropelló varios manifestantes que, a su vez, llegaron con mensajes de antirracismo.

La noche del viernes, un grupo de manifestantes cargados de antorchas, símbolos nazi y banderas de la Confederación marcharon desde la Universidad de Virginia para impedir que se removiera la estatua del general Robert E. Lee de un parque de la ciudad.

El sábado, el governador de Virginia, Terry McAuliffe, declaró en redes sociales un estado de emergencia. Una persona falleció en un aparente ataque de un vehículo y dos policías fallecieron en un accidente aéreo. Tras horas esperando una reacción, el presidente estadounidense, Donald Trump, emitió declaraciones que muchos críticos cuestionaron, por omitir la mención de las manifestaciones neonazis y racistas presentes en la marcha.

Desde sus cuentas de Twitter, celebridades han condenado las manifestaciones de los neonazis y los supremacistas blancos como actos de odio. Varios de ellos han calificado mal la gestión del mandatario estadounidense Trump.

La cantante Lady Gaga escribió a sus seguidores: "Tuiteen a Donald Trump y díganle cómo piensan que puede ser más amable y un mejor líder".

Varias celebridades notaron la ausencia de Trump de las discusiones en Twitter. Durante el sábado, el presidente escribió mensajes apaciguadores: "Debemos recordar la verdad que no importa nuestro color, creencia, religión o partido político, somos estadounidenses primero".

Previo a esos tuits, la escritora inglesa J. K. Rowling escribió un mensaje acompañado con una fotografía de las banderas que cargaban los manifestantes: "Vaya día para que al presidente se le olvide tuitear".

La actriz Emmy Rossum (de la premiada serie Shameless, sobre las vivencias de una familia estadounidense de clase baja) también protestó contra la ausencia de comunicación con el presidente: "Los neonazis están golpeando a miembros del clero en Charlottesville y Trump está callado".

El documentalista Michael Moore compartió información del New York Times sobre los sucesos en Charlottesville y añadió un comentario polítco: "Los Estados Unidos de Trump. Los últimos días del reinado blanco. Siempre apesta renunciar al poder que han sostenido durante 300 años".

Otras celebridades dirigieron sus comentarios directamente a los neo nazis que provocaron las agresiones. Muchos señalaron sus relaciones directas con Trump o con otros miembros de su gabinete".

El músico ganador del Oscar, John Legend escribió: "Tenemos simpatizantes nazi y nacionalistas blancos en la Casa Blanca. También condénenlos a ellos. No deberían recibir dinero de quienes pagan impuestos".

Otros se burlaron de la ineficacia de Trump en los momentos de crisis de su país.

El actor George Takei bromeó sobre la escena de las antorchas: "La última vez que vi una turba encendida y cargando antorchas, un guardarropa, una vela, un reloj y unos platos les patearon el trasero".

La periodista Katie Couric denunció que dos de los productores de su programa habían sido golpeados con bolsas de orina. Además escribió: "Una mujer vino a mí y me dijo 'Creo que los neonazis son, al menos, una distracción de la aniquilación nuclear. Qué mundo. Da miedo".

El director de Star Wars: El despertar de la fuerza, J. J. Abrams tuiteó: "Los nazis dicen 'Somos nazis, definitivamente somos nazis golpeando a la gente, estamos cometiendo crímenes de odio'. Trump dice en Twitter: 'Algunas cosas podrían ser malas, como las nubes".

El actor Kal Penn, quien trabajó con la administración del expresidente Barack Obama, escribió: "Se te olvidó mencionar la parte en la que tú y las políticas del Partido Republicano resultan directamente en odio y violencia contra los estadounidenses".

El comediante Patton Oswalt escribió sobre la necesidad de llamar a los manifestantes supremacistas blancos: "Di nazis, Donald, di supremacía blanca. Di esas cosas y condénalas".

El actor Seth Rogen fue más directo: "Por cierto, a la mierda con esos malditos nazis en Charlottesville".

El actor Jesse Williams, conocido por el papel de Jackson Avery en la serie Grey's Anatomy protestó manteniéndose sentado durante el himno nacional de Estados Unidos durante una actividad deportiva en Los Ángeles. Según reportó TMZ El actor compartió un video en Instagram sentado durante el himno, acompañado por la frase "Me pondré de pie cuando tú lo hagas", posiblemente dirigda a Donald Trump.

Williams se unió así a la protesta que inició el mariscal de campo Colin Kaepernick, jugador profesional de la NFL, en en agosto del 2016. Kaepernick decidió arrodillarse y no ponerse de pie durante el himno estadounidenses como protesta ante la brutalidad policial hacia los afroamericanos y lo que él consideraba una pobre respuesta de parte de las autoridades.