Malas sorpresas Su recibimiento fue una mezcla de sentimientos: algunos protestaron, otros no aparecieron por el lugar y otros interrumpieron al comediante

 8 enero, 2015

Toronto. AP. Un Bill Cosby perseguido por los escándalos volvió a subirse a un escenario el miércoles por la noche, y su recibimiento fue una mezcla de sentimientos: algunos protestaron, otros no aparecieron por el lugar y otros interrumpieron al cómico.

Las tres actuaciones previstas en la provincia canadiense de Ontario llegaron tras las acusaciones de más de 15 mujeres, quienes afirman haber sido abusadas sexualmente por el cómico.

Cosby, de 77 años, actuó ayer en el Centre in the Square, de Kitchener; hoy estará en los Budweiser Gardens, de London, y mañana en el teatro Hamilton Place, de Hamilton.

“No sé cómo la gente con una buena conciencia puede acudir y disfrutar del espectáculo”, dijo Maureen Dragasevich, quien, aunque compró los boletos, no asistió a la actividad.

Personas protestaron en las afueras del lugar en donde se presentó Cosby. Foto: AP
Personas protestaron en las afueras del lugar en donde se presentó Cosby. Foto: AP

Cosby, quien interpretó al doctor Cliff Huxtable en The Cosby Show entre 1984 y 1992, nunca ha sido acusado formalmente en relación a ninguno de los supuestos incidentes y los ha negado a través de sus representantes.

En 2005, una demanda presentada por una mujer de Pennsylvania se resolvió antes de que llegara a juicio. Ahora ha sido demandado por una mujer que afirma que abusó de ella en 1974 y otras tres que dicen que fueron difamadas por el comediante cuando sus representantes negaron algunas de las acusaciones.

La carrera del cómico se vio inmediatamente afectada cuando sus acusadoras salieron a la luz. Un proyecto de televisión fue suspendido y al menos 10 fechas de su gira por Norteamérica fueron canceladas o pospuestas indefinidamente.

La actuación de ayer en Kitchener fue la primera que realizó desde el 21 de noviembre, en Melbourne, Florida, donde Cosby fue vitoreado por un público que se carcajeó, gritó que lo quería y tiró rosas a sus pies. En esa presentación no hubo manifestaciones ni interrupciones.

Etiquetado como: